Dotado con 100.000 euros, el premio reconoce el mérito a la labor de los investigadores en campos científicos de relevancia internacional. Cinco distinciones en un año evidencian la importante labor de Coronado como químico y su proyección internacional.

El catedrático de Química Inorgánica de la Universitat de València Eugenio Coronado acaba de ser distinguido con el Premio Nacional de Investigación ‘Enrique Moles’, para el área de Ciencia y Tecnología Químicas, que otorga el Ministerio de Ciencia e Innovación.

Desde 2001, el Gobierno de España entrega diez Premios Nacionales de Investigación (5 por año), que cubren diferentes áreas científicas y que están dotados con 100.000 euros cada uno. El objetivo de estos premios es reconocer el mérito a la labor de los investigadores españoles en campos científicos de relevancia internacional y que contribuyen al avance de la ciencia, al mejor conocimiento del hombre y su convivencia, a la transferencia de tecnología y al progreso de la Humanidad.

En el caso de Eugenio Coronado, la institución ha considerado su notable contribución a nivel internacional en el campo del magnetismo molecular. Coronado se ha mostrado satisfecho con este galardón que supone -ha dicho- “un fuerte respaldo al trabajo que mi grupo de investigación viene desarrollando desde hace 20 años”. Ha destacado “el importante papel que ha jugado la Universitat de València, con la creación del Instituto de Ciencia Molecular (ICMol)”, en el desarrollo de esta investigación, y ha manifestado su agradecimiento a la Generalitat Valenciana y al Ministerio de Ciencia e Innovación, “por haber apoyado nuestro trabajo a través de programas como PROMETEO y CONSOLIDER”.

Con el Premio Nacional de Investigación ‘Enrique Moles’, Coronado consigue este año un ‘quintuplete’ en lo que a distinciones se refiere. Por una parte, este premio ministerial y la Medalla de Oro de la Real Sociedad Española de Química (RSEQ), que recibirá el próximo lunes en Burgos, son los máximos galardones nacionales en esta área científica y reconocen su labor como Químico. Por otra, la obtención del premio de Investigación de la Royal Society of Chemistry, su nombramiento como miembro de la prestigiosa Academia Europea y la recentísima concesión, por parte del European Research Council, de una ‘Advanced Grant’, el proyecto de investigación de mayor prestigio financiado por la UE, evidencian la proyección internacional de la investigación de Eugenio Coronado y su liderazgo en el panorama científico internacional.

Nacido en Valencia, en 1959, Eugenio Coronado es catedrático de Química Inorgánica de la Universitat de València, director del Instituto de Ciencia Molecular de esta institución, desde su creación en el año 2000 y director científico del Instituto Europeo de Magnetismo Molecular, creado el pasado año. Es doctor en Ciencias Químicas por la Universitat de València y doctor en Ciencias Físicas por la Université Louis Pasteur d’Estrasburg.

Su trayectoria investigadora está dedicada al diseño y síntesis de nuevos materiales moleculares con propiedades magnéticas, eléctricas y ópticas.

A lo largo de los últimos años, la investigación de Coronado se ha centrado en el uso de una aproximación molecular para diseñar materiales multifuncionales y nanoimanes moleculares. Desde los años 90, Coronado es uno de los líderes mundiales en estas áreas de investigación. Los resultados de sus trabajos quedan plasmados en más de 400 artículos en revistas científicas internacionales y en más de treinta trabajos de revisión.

Su carrera investigadora ha sido merecedora de diferentes premios y distinciones, como el Premio Nacional de Investigación Científico-Técnica Rey Juan Carlos I (2001) o el Premio Rey Jaime I de Nuevas Tecnologías (2003), entre otros. El próximo día 16 de noviembre, Coronado recibirá la Medalla de Oro de la Real Sociedad Española de Química (RSEQ), que se le concedió hace unos meses y que supone el máximo galardón que otorga esta institución dedicada a promover, desarrollar y divulgar la disciplina de la Química. Coronado acaba de ser distinguido también con el European Lectureship in the Chemical Sciences 2009, premio que otorgan conjuntamente la RSEQ y la Royal Society of Chemistry.

A nivel internacional, ha sido distinguido con la Cátedra Van Arkel por la Universidad de Leiden (2003); ha sido nombrado Fellow de la Royal Society of Chemistry de Inglaterra (2004) y es miembro de la prestigiosa Academia Europea desde el pasado mes de mayo.