Damas y caballeros, estamos en el centro neurálgico de medio – largo plazo: los 11.936 del Ibex. Esta cota representa los mínimos de enero de 2008. El nivel de solpamiento de las ondas. Es por esa razón que no podemos cerrar una semana por enciama de este nivel, lo que dudo que ocurra de aquí a varios años. Así de claro.

Es zona de distribución, es zona donde se acumulan cortos prque se viene una muy fea. El cierre de hoy, anecdótico y el de ayer también. Lo que se está demostrando sin embargo es que hay una zona en la que se juegan una cantidad de puntos intresantes para el especulador en intradía, pero que está provocando dolores de cabeza por la manipulación, por lo que el intradía es perdedor. Por lo tanto, la salud se obtiene tomando buenas posiciones de cara a un posible diciembre muy malo, y nada más.

Esto va de mucha paciencia, a buscarla de donde sea. Mi previsión es muy pesimista para la en función de la imposibilidad de generar empleo a un nivel aceptable durante los próximos años, ya que se ha destruido a un ritmo fenomenal que incluso si se superase la media en la generación de empleo de las mejores épocas, no nos daría como resultado sino que para llegar a niveles aceptables de paro, se necesitan muchos años, tal vez una década. Si alguna vez oyeron hablar de la década perdida de Japón, esto esta tomando ese camino y por una simple razón: se está haciendo lo mismo que hizo Japón para salir del problema, y debería saberse que repitiendo un método malo, no se puede obtener un resultado bueno, no ?. Pero es lo que hay, vaya a saber qué intereses se esconden, porque lo que vemos Usted y yo, lo ve cualquier economista avezado. O no hay fórmulas más que el “transcurso del tiempo que lo sana todo” o algunos listillos muy poderosos se quieren quedar con todo.

Resumiendo, sin pistas sobre el final. La estructura, muy rara. El juego se llama, paciencia. Y la única forma de estar para la gran caída, es estando.