El vicerrector de Investigación y Desarrollo Tecnológico de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, Salvador Viniegra, ha inaugurado esta mañana la ‘Damatemática’, la escultura cúbica más grande realizada hasta ahora y cuya forma se asemeja de forma abstracta a la Dama de Elche. Esta pieza está ubicada en el exterior del Centro de Investigación Operativas (CIO) de la UMH (edificio Torretamarit del campus de Elche) donde se ha iniciado la construcción de un jardín matemático en el que se representa el problema de los siete puentes de Königsberg.

A la inauguración han asistido, entre otros, la concejala de Educación del Ayuntamiento de Elche, Blanca González; el director territorial de Educación de la Generalitat Valenciana en Alicante, Valero Antonio Alias, y el director del CIO, .

La ‘Damatemática’ está basada en la ecuación cúbica del espacio proyectivo (w(x+y+z)2 + xyz=0), curiosamente la pieza se asemeja de forma abstracta a la Dama de Elche y, por eso, los investigadores del CIO la han llamado la ‘Damatemática’. La obra, esculpida en piedra caliza, tiene unas dimensiones de 300 cm. por 257cm. por 127cm. y un peso aproximado de 11.000 kilogramos. Estas proporciones la convierten en la superficie cúbica más grande realizada hasta el momento. La pieza es obra del artista Cayetano Ramírez y es fruto del trabajo conjunto entre el escultor y matemáticos de la UMH, entre los que se encuentra la profesora Mari Carmen Perea.

Esta escultura se ha realizado gracias a la subvención de 20.000 euros concedida por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT) del Ministerio de Ciencia y Tecnología en la convocatoria del Año de la Ciencia 2007.

El objetivo del CIO con esta actividad es divulgar los aspectos históricos, artísticos y educativos de las matemáticas, aumentar las vocaciones científicas y dotar al CIO de un entorno personalizado en el que las matemáticas sean las protagonistas. Fruto de esta filosofía, la ‘Damatemática’ se ha instalado en el llamado ‘Jardín matemático’. La UMH ha construido ya en este espacio una zona verde que representa el célebre problema matemático de los siete puentes de Königsberg que fue resuelto por Leonhard Euler en 1736 y dio origen a la teoría de los grafos.

Los investigadores de la UMH tienen previsto seguir dotando de contenidos al ‘Jardín matemático’. Para ello, han proyectado la construcción de un reloj de sol analemático (está pintado en el suelo y en el que el analema es la sombra de una persona) y una zona de juegos matemáticos con tableros para jugar al ajedrez, a la ritmotemática (juego de la Edad Media con el que se entretenían los monjes en Bizancio y Europa, conocido también como el juego de los filósofos) y el puente de los hexágonos.