UNIVERSIDAD DE CÁDIZ

La UCA, desde la Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Naval, apoya el proyecto para la construcción y pruebas de una embarcación de carbono para regatas oceánicas

La dirección de la Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Naval, a través del departamento de Construcciones Navales, ha firmado un acuerdo de colaboración con el antiguo alumno Pablo Torres Barragán para la promoción y ayuda técnica del proyecto denominado “El Bicho”.

“El Bicho” consiste en el desarrollo de una embarcación a vela de seis metros de eslora, fabricada en carbono y proyectada para la navegación en regatas oceánicas como la Mini Transat 2011.

El egresado de la UCA posee una amplia experiencia en navegación de regatas así como oceánicas, con una vuelta al mundo incluida en la réplica de la Nao Victoria.

La embarcación que está construyendo Torres, fue diseñada por él como parte de su proyecto Fin de Carrera, para la obtención del título de Ingeniero Técnico Naval.

Con la firma del convenio, la UCA se ha comprometido a facilitarle ayuda técnica con el proyecto de construcción y pruebas de la embarcación, así como asesoramiento sobre las posibles vías de financiación que pudieran contemplarse dentro o fuera de la institución académica.

La Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Naval destaca el hecho de que uno de sus alumnos haya sido capaz de materializar un proyecto Fin de Carrera, “con el desarrollo de una embarcación de última tecnología para navegación en solitario, y quiere ayudar a que este esfuerzo se materialice y sirva para crear un proyecto empresarial y deportivo viable”. El centro manifiesta su más “sincera admiración por el tesón y decisión que Pablo Torres está demostrando desde el comienzo de su proyecto hasta la fecha”.

La Mini Transat 2011 se celebra cada año impar desde 1977. Es una regata oceánica internacional que parte de La Rochelle y después de una escala en Madeira, llega a Salvador de Bahía. Se trata de una de las pruebas más duras del mundo, con unas 4500 millas de ruta, de competición en solitario y con la prohibición de ayuda externa.

 

Pie de foto: El director de la Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Naval de la UCA, Francisco José Pacheco, y Pablo Torres en el momento de la firma del acuerdo de colaboración en el centro UCA.