UNIVERSIDAD CEU CARDENAL HERRERA

Con este vehículo participarán en la competición universitaria internacional “” que se celebrará en Lausitz, Alemania, del 4 al 7 de Mayo

El coche diseñado por el grupo de trabajo no produce ningún residuo contaminante y podría superar los 2.000 kilómetros de recorrido con la cantidad de hidrógeno equivalente a la energía de un litro de gasolina

Los estudiantes de grado y postgrado de Ingeniería de la Universidad CEU Cardenal Herrera participarán en la próxima edición de la Shell-Ecomarathon, con un coche alimentado por una pila de hidrógeno. El hidrógeno presurizado, combinado con el aire, genera la electricidad con la que se alimenta el motor eléctrico del coche de la CEU-UCH. Este vehículo logra contaminación cero, siendo agua el único residuo generado por su motor.

Más de 2000 kilómetros con la energía de una bombilla

El sistema de propulsión de hidrógeno por pila de combustible, incorporado a este vehículo, se basa en la nueva tecnología que están desarrollando las principales marcas de coches, cuya comercialización se prevé en torno al año 2015. En esta línea, los de la CEU-UCH trabajan para optimizar la eficiencia de está vía energética, de modo que el coche pueda superar los 2.500 kilómetros con la cantidad de hidrógeno equivalente a la energía de un litro de gasolina. La velocidad media de este auto es de 30 kilómetros por hora, estimando una potencia de 22 a 50 vatios para su movimiento, similar al consumo de una simple bombilla.

La aerodinámica de una gota de agua

Para desarrollar el chasis del coche los estudiantes han optado por un diseño similar al de una gota de agua, la forma aerodinámica más perfecta de la naturaleza. Esta forma, simple pero efectiva, permite que el vehículo tenga una mínima resistencia al aire y el suficiente equilibrio de fuerzas aerodinámicas para garantizar su total estabilidad, tal y como han comprobado ya los estudiantes en la prueba aerodinámica que han realizado en el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA) de Madrid con un prototipo del coche a escala 1:3.

30 kilos y 58 centímetros de diámetro

El material del chasis es una mezcla de resina epoxi y fibra de carbono, lo cual da como resultado un material muy ligero, rígido y resistente, similar al que emplean los barcos de competición que participan en la Copa América. Los estudiantes siguen trabajando en el desarrollo optimizado de este material para bajar el peso de la carrocería, de los 14 kilos actuales a tan sólo 9 kg., de este modo el peso total del coche será de 30 kilos aproximadamente, con un diámetro máximo de 58 centímetros.

Colaboración con empresas e instituciones

Este proyecto está siendo desarrollado por el Instituto CEU de Disciplinas y Estudios Ambientales (IDEA) y la Escuela Superior de Enseñanzas Técnicas (ESET) de la Universidad CEU Cardenal Herrera en sus instalaciones de Valencia.

Destaca la colaboración de la Concejalía de Calidad Medioambiental del Ayuntamiento de Valencia en la difusión social del proyecto y entre las empresas que colaboran en el proyecto con los estudiantes de la CEU-UCH están Siemens -sistemas de telemetría y control del vehículo-, Medavia -empresa tecnológica que ha participado en el desarrollo técnico del prototipo-, Matva -especializada en manufactura y suministro de materiales composites- y Lamicat -empresa de desarrollo de piezas de material compuesto que ha colaborado en la construcción de la carrocería-.