UNIVERSIDAD DE ALICANTE

Consolida su liderazgo en volumen de matrículas, omnipresencia geográfica y diversidad temática

La omnipresencia geográfica es uno de los rasgos que van a definir a la edición de 2010 de los Cursos de Verano de la Universidad de Alicante. Diez ubicaciones distintas diseminadas por toda la provincia de Alicante, desde Pilar de la Horadada hasta Benissa, complementan a la oferta que tradicionalmente se imparte en el Campus de San Vicente del Raspeig a través de la y las sedes universitarias de Villena, Cocentaina, la Marina (Benissa), La Nucía, Orihuela y Xixona. A estas sedes se unen en esta edición otros “municipios colaboradores” que, como ya se hiciera el año pasado, también albergarán cursos de verano de la UA. Se trata de las localidades de Sax, Guardamar del Segura, Callosa de Segura y Pilar de la Horadada. “Esta omnipresencia territorial es un logro común de municipios y universidad, consolida la presencia de la institución en toda la provincia y supone un enriquecimiento formativo y cultural que revierte en ambas partes”, explica la vicerrectora de Extensión Universitaria, Josefina Bueno, de quien dependen los Cursos de Verano de la UA.

Renovación metodológica, actualización y ampliación temática, adaptabilidad a las necesidades formativas de todos los sectores profesionales y mantenimiento de las líneas anticrisis iniciadas el año pasado, completan las líneas maestras que caracterizan a los Cursos de Verano 2010 de la Universidad de Alicante, que tras la última reunión de la Xarxa d’Universitats Joan Lluís Vives (febrero de 2010), se alza como la primera de todo el área de influencia en volumen de matrículas en cursos estivales, con más de 2.600 alumnos. La segunda es la Universitat de Barcelona, con 2.282 alumnos. La Xarxa aglutina a las 20 universidades de la Comunidad Valenciana, Cataluña, Islas Baleares, Sur de Francia y Andorra. Otro dato de interés es que en 2009 se produjo un descenso generalizado de matrículas en los cursos ofrecidos en todas las universidades excepto en la de Alicante, en la que el volumen de matrícula creció en un 40%.

Los cursos de verano siguen siendo una de las apuestas prioritarias del Vicerrectorado de Extensión Universitaria de la Universidad de Alicante, ya que permiten enlazar la realidad académica con las demandas formativas de una sociedad que vive en una realidad cambiante y que necesita una actualización constante del conocimiento. Por eso, “la evolución de los Cursos de Verano corre pareja a la evolución de las necesidades sociales”, afirma Bueno. Según la Vicerrectora de Extensión Universitaria de la UA, “los cursos de verano son un enlace con la sociedad y los sectores profesionales y nos permiten ser un punto de encuentro entre profesionales en activo y estudiantes en periodo formativo”.

El periodo de desarrollo de los cursos de verano se incrementa este verano y abarca desde el 14 de junio hasta el 30 de julio.

Adaptados a las necesidades sociales

En este sentido, este año se ha producido una renovación metodológica que adapta los cursos a las diferentes necesidades formativas de profesionales, estudiantes y sociedad en general. En primer lugar, se ofrecen cursos con distintas duraciones, desde 15 hasta 60 horas, en horario de mañana y tarde e incluso un curso de fin de semana. Y, en segundo lugar, se habilitan tres formatos distintos: los cursos tradicionales, los talleres y las jornadas profesionales. Además, se ha producido una apuesta en firme hacia la formación plurilingüe y se van a impartir cursos, además de en castellano, en inglés, alemán y catalán como lenguas vehiculares.

Las jornadas profesionales, que se inauguran este año, ponen en marcha un tipo de formación mucho más práctica, concentrada en día y medio de trabajo intensivo, y co organizadas con sectores profesionales concretos. Este año, se van a ofrecer cursos co organizados con Casa Mediterráneo, la Policía Nacional, el Ilustre Colegio de Abogados de Alicante, la Sociedad de Tasación Tabimed y el Instituto de Comunicación Empresarial que dirige el periodista Manuel Campo Vidal.

En todos los cursos, tanto los que se imparten en las sedes y municipios colaboradores como en el Campus de Alicante a través de la Universidad de Verano Rafael Altamira, se pretende complementar las sesiones teóricas con un cuerpo práctico y participativo de gran nivel en el que tienen cabida las demostraciones profesionales, las salidas de campo, las clases prácticas propiamente dichas y las presentaciones de los últimos avances en cada uno de los sectores abordados.

Escenario de estrenos y presentaciones de vanguardia

En su firme apuesta por ser el complemento formativo cada vez más demandado por profesionales y alumnos, tanto para la adquisición de conocimientos especializados, como para el reciclaje y la renovación profesional y curricular, este año se ha producido una actualización temática que sitúa a la Universidad de Alicante a la vanguardia de la oferta formativa estival. La temática se amplía, se hace cada vez más heterogénea y con más contenidos sobre los últimos debates de actualidad: Redes sociales, videojuegos, derechos de autor, violencia de género, delitos informáticos, nuevas técnicas de empleabilidad, coaching, patrimonio cultural, gastronomía, enología, música, periodismo, moda, son algunas de las propuestas que traerán a la Universidad de Alicante a los principales especialistas en las materias y a los protagonistas de los últimos avances.

“Desde hace unos años, los cursos de verano de la UA se han convertido en lugar de presentación y foro de exposición de los últimos avances producidos en las líneas de investigación existentes en la UA”, explica Josefina Bueno, “lo que ha incitado a que otras empresas e instituciones nacionales o internacionales hayan pensado en este marco para presentar sus novedades”, asegura, “por lo que vamos a tener estrenos mundiales en nuestras aulas”.

El objetivo es atender, con absoluto rigor académico y con la mayor calidad posible, a las inquietudes de todos los sectores sociales sea cual sea su edad y su condición social pero también su procedencia geográfica y su formación profesional.

En este sentido, se ha producido un importante incremento en el número de entidades e instituciones patrocinadoras, tanto públicas como privadas, que confían en los cursos de verano y son prueba de que se trata de una oferta interesante para la sociedad.

La Universidad de Alicante no ha permanecido indiferente a las dificultades económicas del momento actual y ha mantenido el criterio iniciado el año pasado de mantener unos precios de matrícula reducidos para estudiantes, mayores y desempleados, así como para aquellos que se matriculen a más de un curso. Además, se ofrecen 35 becas para las matrículas de los cursos en sedes y municipios, y más de 150 plazas de alojamiento gratuito en los albergues de Villena, Benissa y Cocentaina.

Universidad de Verano Rafael Altamira

Según el coordinador académico de la Universidad de Verano Rafael Altamira, José Ramón Belda, “continuamos en la apuesta por la internacionalización y este año vamos a recibir a estudiantes de las universidades estadounidenses de Memphis y Missouri-Columbia, de la austríaca de Graz y de la fancesa de Edhec, una de las más prestigiosas del país, considerada la tercera del país en Negocios”.

La diversificación horaria es otra de las novedades de la Rafael Altamira, que ofrece cursos de mañana, mañana y tarde, tarde y fin de semana. Todos los cursos cuentan con actividades complementarias con presentaciones de novedades específicas, estreno de discos, firmas de libros, jazz sessions, por ejemplo, en el curso de Rock y medios de comunicación en España; presentaciones nacionales de nuevos productos en el de Videojuegos: mercado y últimas tendencias; demostraciones prácticas, degustaciones, talleres de fitness acuático y body flow, en el curso de Coaching y gestión de empresas deportivas. Actividad física para la salud, por citar algunas de las más llamativas. En total se trata de 27 propuestas con ponentes profesionales y académicos de primer orden.

Cursos en sedes y municipios

La directora del Secretariado de Extensión Universitaria de la UA, Rosario Navalón, asegura que la diversidad geográfica es la principal novedad de la presente edición. En total se van a impartir 35 cursos en 10 ubicaciones distintas, con una oferta de una notable variedad temática, algunos de los cuales inciden en temas de gran calado social y que pueden suscitar interés, tanto por las cuestiones tratadas como por la diversidad de enfoques, que permite a los alumnos matricularse en más de uno de ellos para completar su formación, explica Navalón.

Tradicionalmente, los cursos que se ofrecen fuera del campus universitario prestan especial atención a los temas relacionados con el patrimonio y la idiosincrasia propia de las comarcas en que se ubican. Esta línea de trabajo convive actualmente con otras líneas formativas de gran actualidad como la empleabilidad, la economía sostenible o el empleo de las nuevas tecnologías en diversos campos del saber.

De entre la diversidad de temas ofrecidos en sedes y municipios, una de las líneas más destacadas es la propuesta de cursos que reflexionan desde diversos enfoques sobre la música. De hecho, uno de los cursos con mayor repercusión es el de Dirección de Bandas, que imparte cada año en la Sede de Villena el maestro José Rafael Pascual Vilaplana, uno de los músicos de mayor proyección internacional de nuestro entorno. A este se ha sumado el Taller de creación musical en estilos urbanos: del blues al hip-hop, que se impartirá en Cocentaina, el IV curso Internacional de música moderna de La Nucía, o La música en el audiovisual, en Xixona.

La incorporación de nuevos patrocinadores y colaboradores, también en el ámbito provincial y la presencia de la Universidad en municipios como Sax, Guardamar, Pilar de la Horadada o Callosa de Segura suponen un reto para este curso, con el objetivo de ampliar la presencia de la UA en toda la provincia.

Próximas presentaciones:

Por la idiosincrasia de la sede de Villena, los cursos que se llevan a cabo en esa sede llevan una presentación específica que tendrá lugar el próximo viernes, día 7 de mayo, a las 11h. en las instalaciones de la propia sede. Asistirán la alcaldesa del municipio, el presidente de la COBSE, la vicerrectora de Extensión Universitaria, el director académico de la sede y la directora del Secretariado de Extensión.

La UA también llevará a cabo una presentación específica para la oferta de Guardamar, cuya fecha se hará pública en breve.