UNIVERSIDAD DEL PAÍS VASCO

Tras la del físico Martín Rivas titulada “La medida de todas las cosas” se medirá el paso del sol

Mañana martes 22 de junio a las 13:00 horas, la de la UPV/EHU celebrará el Solsticio de Verano en el Campus de Leioa, con la conferencia del profesor Martín Rivas, integrado en el Grupo de Investigación de Gravitación y Cosmología de este centro, encargado de estudiar la estructura del Universo.

La charla, titulada “La medida de todas las cosas”, tendrá lugar en la Salón de Grados y está abierta al público. Tras una introducción histórica a la insólita empresa de 1792, de la recién instaurada república francesa, de establecer un único sistema de medidas con carácter universal, comentará brevemente las diferentes efemérides que se pueden medir con el nuevo Heliosciámetro del Arboretum del Campus, instalado el pasado verano. Aunque la obra civil está inconclusa, el dispositivo sobre el terreno puede ser utilizado ya para realizar medidas.

Tras la conferencia, la Decana de la Facultad de Ciencia y Tecnología, Esther Domínguez, junto al equipo decanal y el resto de docentes del centro, harán una visita a la plaza del Heliosciámetro para medir el instante del paso del sol por el meridiano local, en esta época del solsticio de verano.

El 1 de julio del pasado año se colocó el mástil que soporta la lente en su ubicación definitiva y a partir de entonces y durante los meses transcurridos se ha procedido a la determinación precisa de las diferentes efemérides que establecen la relación Tierra-Sol, para su posterior fijación y decoración. El Heliosciámetro permitirá obtener una información muy precisa muy a largo plazo. En este dispositivo, el mástil (o gnomon) juega un papel fundamental, ya que establece un punto preciso en el espacio y en el tiempo a partir del cual se van a difractar los rayos solares sobre la superficie del pavimento, mostrando, entre otras cosas, que no existen dos días iguales en todo el año.

Para realzar el protagonismo del poste, se ha encargado su decoración a una artista, Edurne Rivas. Esta, lo ha titulado “el nacimiento del tiempo”, y ha simbolizado sobre el mismo, el proceso de descomposición de la luz solar a partir de sus orígenes, su análisis espectral que se acopla a la rotación de la Tierra en forma de espirales multicolores que se enroscan desde la cúspide, y generando las venas por las que fluye el tiempo, que discurre por el nuevo espacio terrestre, simbolizado por los tonos azules y verdes.

El dispositivo ha sido realizado por Juan María Aguirregabiria y Martín Rivas, profesores del Grupo de Investigación de Gravitación y Cosmología de este centro, encargado de estudiar, entre otros temas, la estructura del Universo.