Finalmente la divergencia alcista dio sus frutos y luego de un mínimo en la zona de 9050 recuperamos medias importantes y empezó a entrar volumen comprador por encima de los 9100 – 9140. Por lo tanto, esperamos la onda al alza de la que venimos hablando para posicionarnos cortos. Los largos se pueden dar, pero recogiendo rápido y es muy dificil quedarse dentro largo, aunque es probable que si cerramos por arriba de 9240 podamos abrir al alza mañana y seguir esta onda al alza que presumiblemente ha comenzado. Al día todavía le queda una eternidad.