Todo según lo planeado. Hemos llegado hasta S3 intradía que era el lugar para recoger y esperar tal y como le indicamos a los suscriptores. Si bien siempre nos manejamos por zonas, hoy la hemos clavado (otra vez). Por lo tanto, sigue vigente nuestro conteo de ondas y estamos en el dominio total de la situación. Elliott está ayudando mucho en estos tiempos y las ondas son perfectas.

Deberíamos tener un rebote hasta algo más arriba, que podría llevarse todo el día de mañana e incluso algo de pasado mañana, pero lo importante es que han flaqueado varios soportes. Entre ellos un soporte decreciente que aceleró las caídas hoy y como hecho fundamental y notorio, la ruptura de la directriz alcista que nos acompañaba desde 8560. Ahora estamos más a la moda con el resto de los índices europeos, americanos y asiáticos. Se abre el camino hacia cotas muy bajas en el medio plazo. Empezamos a temer que septiembre y octubre rememoren el 2008.

Hemos pasado a un escenario bajista de corto, medio y largo plazo, en la más alta puridad terminológica, ya que la directriz alcista todavía presentaba una esperanza, no para nosotros, pero sí técnicamente.

El se encontraba en 10.021 al cerrar el Ibex en subasta.