UNIVERSIDAD DE NAVARRA

explicó que “Canadá es el país menos endeudado del G7 y, según el , el que más crecerá de aquí a 2012”

Graham Shantz, en España y Andorra, señaló ayer en la Universidad de Navarra el papel que está desempeñando su país, “trabajando junto con otras naciones en foros como el G8 y el G20 para encontrar soluciones prácticas y duraderas” a la actual crisis económica.

Por este motivo, “el acuerdo con la en materia comercial representa para nosotros la iniciativa comercial más ambiciosa desde el Tratado de Libre Comercio de América del Norte”. De hecho, un estudio conjunto ha demostrado “que podría llevar a un estímulo de 26 millones de euros en nuestro comercio bilateral, con importantes beneficios para el de ambas partes”.

Graham Shantz, que ofreció una conferencia para alumnos organizada por la Facultad de Económicas y Empresariales, explicó que para el país norteamericano, cuyo producto interior bruto está estrechamente vinculado al comercio internacional, era imprescindible encontrar soluciones tanto a nivel nacional como internacional: “Gracias a éstas, en la actualidad, Canadá es el país menos endeudado del G7 y, según el FMI, es el que más crecerá de aquí a 2012”.

Asimismo, Canadá tiene uno de los sectores bancarios más grandes del mundo, y ninguna de sus grandes instituciones financieras quebró ni requirió ayuda del gobierno durante esta crisis. “De ahí que el Foro Económico Mundial, en su informe anual sobre competitividad internacional, haya declarado por tercer año consecutivo que el sistema bancario canadiense es el más fuerte del mundo. Y que la revista Global Finance señale que 6 de los 50 bancos más seguros son canadienses”. Según Shantz, “una regulación fuerte y transparente pero no excesiva” del sector financiero permitió promover comportamientos prudentes a largo plazo.

Calidad de las universidades y movilidad

Finalmente, explicó que otra de las ventajas que ha tenido Canadá en esta crisis económica es su compromiso con el fomento de un crecimiento económico duradero, basado en la creación de empleos de calidad. Además de crecer en el ámbito económico, Canadá tiene como objetivo desarrollar la calidad de sus universidades y la diversidad de sus estudiantes y profesionales.

“Por este motivo firmamos en 2009 un acuerdo con España sobre la movilidad de jóvenes, que permite a personas de entre 18 y 35 años obtener el permiso necesario para vivir, estudiar y trabajar durante un año entero en el país”. Estos acuerdos proporcionan a los jóvenes “una experiencia internacional”, señaló dirigiéndose a los asistentes, y “también permiten a empresarios canadienses contratar empleados que enriquecen la calidad y diversidad de sus compañías”.