UNIVERSITAT JAUME I

Los Gregorio Quintana, Francisco Igual y Enrique S. Quintana del Departamento de Ingeniería y Ciencia de los Computadores, trabajarán durante el próximo año en un contrato con la empresa con la finalidad de adaptar bibliotecas numéricas para que funcionen en procesadores gráficos bajo el sistema operativo de .

El grupo de investigación Arquitecturas y computación de altas prestaciones de la Universitat Jaume I, al cual pertenecen, y del que forman parte 14 investigadores, la mayor parte doctores, trabaja desde hace años en el desarrollo de bibliotecas numéricas de programas para supercomputadores y, últimamente, en procesadores multinúcleo (multicore) y procesadores gráficos.

Hace un par de años, una de las líneas de investigación del grupo se orientó hacia el estudio de los procesadores gráficos, en la búsqueda de nuevas funcionalidades. El trabajo en esta área, con la creación de bibliotecas optimizadas para cálculo matricial en este tipo de procesadores, los hizo merecedores del premio Professor Partnership Award de la empresa , principal fabricante mundial de tarjetas gráficas para ordenadores.

Este premio y la colaboración que mantienen con la de Austin, les ha abierto ahora la posibilidad de trabajar directamente con Microsoft, que se interesó por acceder a la tecnología de procesadores gráficos desarrollada por el grupo castellonense, en aquel momento uno de los pocos que la estaba realizando.

Los programas desplegados por el grupo de Arquitecturas y computación de altas prestaciones se utilizan en millones de ordenadores, dentro de aplicaciones y paquetes de como , Labview, octave y Lapack, ya que son actualmente los más rápidos a la hora de resolver complejas operaciones de cálculo como el problema lineal de mínimos cuadrados, el cálculo del rango numérico de una matriz o el cálculo de valores propios. Estas bibliotecas se utilizan en cualquier ámbito científico y de ingeniería como el cálculo de estructuras de un edificio, química y física computacionales o simulaciones de procesos. La utilización de un procesador gráfico permite conseguir una solución en menos tiempo.

El grupo investiga también actualmente sobre el , para controlar el consumo en grandes instalaciones de ordenadores y que se está intentando poner en práctica en el Centro de Procesamiento de Datos de la UJI. Además, ha colaborado con entidades como la NASA, para adaptar las bibliotecas numéricas a los vehículos espaciales; con el Hospital de Chicago, donde se utilizaban sus programas en técnicas de resonancia para diagnosticar la obstrucción de las arterias; o con Boeing, para el diseño de aviones; actualmente miembros del grupo colaboran con investigadores de Intel, NVIDIA o ClearSpeed.