UNIVERSIDAD DE SEVILLA

El fluoruro de sodio destaca por una mayor precisión diagnóstica en la evaluación de alteraciones óseas benignas y malignas

El () ha comenzado a utilizar un nuevo radiofármaco aplicable en la técnica (). Este procedimiento permite visualizar alteraciones a nivel molecular en células anormales y, por consiguiente, permite obtener datos relativos a la localización y el tamaño de los .

Este nuevo radiofármaco, denominado fluoruro de sodio (Na[18F]F), destaca por su mayor precisión diagnóstica en la evaluación de alteraciones óseas benignas y malignas y por la calidad superior de las imágenes. Su producción se lleva a cabo de acuerdo a los protocolos marcados por la Farmacopea Europea, institución reguladora de la circulación de los medicamentos en Europa.

El CNA, centro mixto de la Universidad de Sevilla, la y el , utiliza el fluoruro de sodio como solución para detener y evaluar tumores óseos primarios, metástasis óseas y alteraciones benignas del metabolismo óseo. Además, el fluoruro de sodio tiene la ventaja de presentar una mayor incorporación en el hueso.

Por ello, se siguen investigando nuevas aplicaciones del fluoruro de sodio. Uno de estos proyectos es estudiar la eficacia de este compuesto en la evaluación de los tratamientos en enfermedades relacionadas con el metabolismo óseo y la función renal. En estos procesos entran también en juego los escáneres PET y CT (Tomografía Computada) disponibles en el Centro Nacional de Aceleradores.

La Tomografía por Emisión de Positrones (PET) es una técnica no invasiva de diagnóstico e investigación por imagen que permite medir la actividad metabólica “in vivo” en animales y humanos. Esta técnica se basa en la inyección intravenosa y posterior detección y análisis de la distribución del radiofármaco de semivida corta en el interior del cuerpo.