UNIVERSIDAD MIGUEL HERNÁNDEZ DE ELCHE

La Universidad Miguel Hernández de Elche ha puesto en marcha la primera Cátedra de la Alergia e Inmunología Clínica de España. El rector de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche, Jesús Rodríguez Marín, y el presidente de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), Tomás Chivato Pérez, han presentado esta Cátedra, dirigida por el profesor del departamento de Medicina Clínica de la UMH Javier Fernández Sánchez.

El Consejo Asesor está integrado por el vicerrector de Investigación y Desarrollo Tecnológico de la UMH, Salvador Viniegra Bover, el presidente de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica, Tomás Chivato Pérez, el catedrático de Universidad y director del Departamento de Medicina Clínica de la UMH, Jaime Merino Sánchez, el profesor adscrito al departamento de Medicina Clínica, Vicente Gil Guillén, y el director científico de Phadia Spain, Jorge Martínez Quesada. Asimismo, el cargo de secretario de la Cátedra lo ostentará el profesor del departamento de Medicina Clínica de la UMH, Adolfo Campos Ferrer.

La nueva Cátedra propone el estudio de esta rama médica a través de dos líneas de actuación. La primera se centrará en la creación y el desarrollo de actividades formativas relacionadas con la alergia y la inmunología, así como la redacción y edición de un libro de texto universitario que sirva como manual de consulta para los estudiantes de grado que cursen las asignaturas relacionadas con la alergia.

El informe ‘Alergológica 2005′, elaborado por el SEAIC, recoge que la cifra de alérgicos ascenderá al 50% de la población en 2020. Por ello, la segunda línea enfoca sus objetivos en el desarrollo de proyectos de investigación en el departamento de Medicina Clínica de la Universidad Miguel Hernández de Elche. Además, plantea la tutorización de estudios de doctorado de alumnos que cursen másters desarrollados en la UMH y relacionados con las áreas de interés de la Cátedra.

El SEAIC, las cuatro mejores empresas a nivel europeo dedicadas al tratamiento y diagnóstico ‘in vivo’ de la alergia (Alk-Abelló, Bial-Industrial farmacéutica, Diater y Stallergenes Ibérica) y el mejor laboratorio europeo en de la detección ‘in vitro’ (Phadia) patrocinan la Cátedra. La aportación económica por parte de estas entidades asciende a 66.000 euros por dos años.