UNIVERSIDAD DE CÁDIZ

El equipo de femenino gaditano perdió en el último suspiro de la prórroga

Los dos equipos gaditanos de dejaron el triunfo en casa. En primer lugar jugaron las chicas, que, con mucho sufrimiento y esfuerzo se impusieron por 1-0 a las almerienses, logrando así una victoria vital de cara a la clasificación para el play off. Álvaro Vignau contó con Eli, Dolores, Bea, Lidia y Vero en el quinteto titular, dando entrada más tarde a Vicky, Alejandra y María. Las gaditanas supieron sobreponerse a las importantes bajas que sufrían tanto en el ataque como en la portería, donde no pudieron contar con sus dos guardametas habituales, gracias a las grandes actuaciones de Dolores y la portera accidental, Eli.

El encuentro se convirtió en una sucesión de oportunidades para ambos equipos, pero fue la gaditana María la que encontró portería al cazar un rebote tras disparo de Dolores. Sólo faltaban dos minutos para el final del partido y el golpe fue mortal para las visitantes, que ya no pudieron sobreponerse.

También ganaron los chicos entrenados por Sergio Barroso, que se decidió por un quinteto titular compuesto por Ocaña, Adri, Felipe, Javi Sainz y Juan Alberto, concediendo luego minutos de juego a Canario, Cano, Isorna, Fiti, Aristegui, Álvaro García y Carlos Pérez. Tras haber logrado su primera victoria, la Universidad de Cádiz esperaba continuar la racha y salió decidida a controlar el partido e intentar resolverlo lo antes posible. Durante los primeros minutos el dominio fue gaditano, fruto de lo que llegó el primer gol, obra de Felipe en jugada personal. A partir de ahí, aunque Almería siempre luchó por hacerse con el partido, la UCA controló aún más el juego, llegando al descanso con un marcador de 2-0 gracias a otra diana de Felipe. En la reanudación no hubo sorpresas y un gol de Aristegui redondeó un marcador (3-0) que mantiene vivas las opciones gaditanas de disputar el play off.

En cuanto al baloncesto, el equipo masculino de la UCA no tuvo rival en los almerienses, a los que doblegaron por 102-39. Salvador Crecis colocó de inicio en pista a Javi Marín, Jiménez, David Dopico, David Espejo y Carbú. Domínguez, Mayayo, Rodríguez, José Luis Socorro, Nicklas y Ale Marín también contaron con minutos de juego en un partido sin historia. La UCA no quería ningún tipo de confianzas tras encajar dos derrotas y arrolló a la UAL desde el comienzo con un parcial de 18-0. El resultado del primer cuarto (31-8) ya dejaba decidido un encuentro en el que destacó el gran acierto anotador de los locales.

No pudieron ganar las chicas, que cayeron por 48-53 en un emocionante partido que contó como titulares en la UCA con María Aliaga, Miriam, Lucía, Ari y Tamara, entrando Vicky como refresco. El esfuerzo de las locales fue notable y mereció mayor premio, pero una canasta en el último segundo impidió dejar la victoria en casa. En principio todo pintaba mal para un equipo muy mermado por las bajas y con sólo seis jugadoras disponibles. Sin embargo, el planteamiento resultó brillante y el partido se jugó como quería la UCA con un ritmo muy lento y siempre reservando fuerzas. De esta forma, las gaditanas fueron siempre por debajo en el marcador, pero sin perderle la cara al partido. Al final del tercer cuarto, la Universidad de Cádiz se puso por delante y el último cuarto comenzó con un marcador favorable de 32-31. Mejor no se podía llegar al momento decisivo y ahí las jugadoras derrocharon toda la fuerza que les quedaba. A falta de un minuto la UCA estaba dos puntos arriba y dispuso de dos entradas a canasta muy claras que no supo resolver. Y esto último lo pagó caro, pues sobre la bocina las almerienses anotaron una canasta que provocó la prórroga, algo que produjo cierto desanimo en un equipo ya muy cansado. Al último minuto se llegó con igualdad, pero un triple de las visitantes dio al traste con las ilusiones de la UCA.