Hace unos años se relacionaba el año 2012 con el apocalipsis, debido a que muchos promotores de la nueva era relacionaban la interpretación del fin de un ciclo del calendario Maya con el fin del mundo. Ese calendario terminaría su cuenta larga en 2012, para volver a empezar. De la misma forma que sucede con los calendarios gregorianos los 31 de diciembre, pero ni siquiera se cuentan con datos suficientes para saber con exactitud a qué años hacía referencia el calendario Maya.

Científicos de la NASA, aprovechando algo de su chapa de credibilidad, publicaron una serie de preguntas y respuestas sobre el mito del 2012, cansados de que les pregunten si venían meteoritos, tormentas solares o cosas así.
La película 2012 recaudó más de 750 millones de dólares y aun así, fue reconocida como una de las películas más absurdas de la historia.

Como sucede con muchas creencias, cuando la luz de los hechos se les hecha encima, buscan adaptarse a algo similar para parecer seguir teniendo razón. El apocalipsis pasó a ser ahora “un cambio en la sociedad”.

Un suceso que cambie de alguna forma el mundo puede ser absolutamente cualquier cosa, y si todas estas cosas hubieran sucedido en 2012, se atribuirían al gran cambio que vienen anunciando. No hay forma de que los amantes de la nueva era se equivoquen, porque algo va a pasar sí o sí, es una hipótesis infalsable: lo que significa que no existe ninguna situación que pueda darse que niegue que tenían razón.

Lo mejor que podemos hacer para no dejarnos caer en el engaño es repasar sólo algunas de las cosas de gran impacto sucedidas durante 2010. Aviso desde ya que seguro faltan unas cuantas, y que no se usó ningún criterio muy exacto para elegirlas.

12 de enero. Se destruyó un país. Murieron cientos de miles de personas en Haití, y los daños materiales, políticos, sociales y económicos tardarán unos cuantos años en recomponerse. Dicho sea de paso, y relativo a los temas que conciernen a este blog, ningún brujo, tarotista u astrólogo pudo predecir esto.
27 de febrero. Un terremoto más potente destroza algunas ciudades chilenas, matando a más de quinientas personas y no a cientos de miles debido a que el epicentro fue zonas menos habitadas y con construcciones antisísmicas. Por alguna razón, la gente comentaba que se había alterado el eje de la Tierra, pero hemos analizado que se debía a una mala interpretación de los datos.

20 de marzo. Erupción del Eyjafjallajökull. Tuvo terribles consecuencias en los chistes de todo el mundo sobre lo extraño de su nombre, y principalmente provocó la cancelación de miles de vuelos en el norte de Europa, con todos los problemas económicos que eso acarreó.

14 de abril. Un terremoto se lleva la vida de casi 2000 personas en la ciudad de Yoshu, China. Este suceso no tuvo tanto lugar en las noticias por haber estado tan cerca del terremoto chileno y la posterior explosión de la plataforma petrolera.

21 de abril. Explota la plataforma petrolera Deepwater Horizon en el golfo de México, muriendo 11 de sus operarios y generando una fuga de petróleo que se prolongaría por varios meses.

Junio y Julio. Los desastres parecen haberse tomado un descanso para traernos algo peor: las Vuvuzelas y el Pulpo Paul. Cuando esos sonidos infernales dejaron de sonar, fuimos testigos cómo los medios internacionalesabandonaban su cerebro por un pulpo en una pecera.

13 de octubre. Fueron rescatados con vida los 33 mineros chilenos que habían quedado atrapados en la mina San José en lo que fue una increíble hazaña del esfuerzo y solidaridad humana y la aplicación de la ciencia y tecnología. El rescate se convirtió en el evento televisivo más visto en la historia, y desgraciadamente fue aprovechado por charlatanes numerólogos para promocionar sus mentiras, también abrió los ojos al mundo de que muy frecuentemente mueren docenas de personas en accidentes mineros debido a negligencia y condiciones de trabajo infrahumanas. Los ojos del mundo se cerraron un par de semanas después, cuando el tema dejó de ser novedad.

28 de noviembre. Wikileaks revela cientos de miles de cables de comunicación entre el Departamento de Estado de Estados Unidos con sus embajadas de todo el mundo, mostrándonos básicamente que el mundo es tal cual creíamos que era.
Anteriormente habían publicado registros secretos de la Guerra en Irak y en Afganistán en los que entre otras cosas se muestran asesinatos de civiles y el uso sistemático de la tortura.

Todas las fotos fueron extraídas de los tres álbumes recopilatorios de los eventos más importantes de 2010 del genial fotolog The Big Picture.