UNIVERSIDAD DE CÁDIZ

Una selección de documentos publicitarios y diversos materiales sobre los vinos y brandies de Jerez se digitalizarán y catalogarán para su difusión en el Campus de Jerez

El de la Universidad de Cádiz, , y el representante de Espíritus de Jerez, S.L. Roberto Amillo, en compañía del presidente del Consejo Regulador de la Denominación Específica Brandy de Jerez, Evaristo Babé, y del profesor y director del () de la UCA, Carmelo Barroso, han firmado un convenio específico de colaboración en el despacho del Rectorado.

Espíritus de Jerez, S.L. es propietaria de una completa colección de documentos publicitarios y materiales diversos sobre los vinos y brandies del marco Jerez, disponible en sus instalaciones (Colección “Roberto Amillo”).

El objeto del presente convenio específico de colaboración estará basado en la cesión de los documentos necesarios de su colección para que la UCA proceda a su digitalización y catalogación, con el fin de disponerlo para crear un “Taller de documentación sobre el Jerez”, que formará parte del Centro de Conservación del Patrimonio Vitivinícola del Marco de Jerez, que la UCA desea impulsar.

La Universidad de Cádiz nombrará una comisión para proceder a la selección dentro de la colección de aquellos documentos que se consideren necesarios para la digitalización. Para el desarrollo del presente convenio, por parte de la UCA se encargará el profesor Barroso y de la otra parte Amillo, quien personalmente asesorará dicho proyecto, para la confección de las bases de digitalización y catalogación, así como aportará su experiencia en la materia.

Durante el encuentro, Sales ha comunicado a los presentes que “la intención es que este tesoro esté situado en el Campus de Jerez, pues para esta colección es necesario disponer de un sitio digno y conforme a su catalogación”. Asimismo, “aportaremos fuertes valores que estén relacionados con la vinicultura en general”, de hecho es importante que “este patrimonio esté situado en el mejor sitio visible y visitable de relevancia para darlo a conocer”.

Por su parte, Amillo ha destacado de la UCA que “serán unos buenos compañeros de viaje”, pues “la colección recibirá un gran apoyo y estudio en sus elementos, será un punto de lanzamiento para recuperar el patrimonio”.

La colección de “Roberto Amillo” está compuesta por una fototeca (1000 piezas de fotografía y postales), archivos (300 piezas, cartas, sobres felicitaciones, entre otros); publicidad (3000 piezas, anuncios, carteles, calendarios, etc), filmoteca (cine y música), bibliotecas (100 piezas, libros y revistas), merchandaising (1.500 piezas, relojes, agendas, pitilleras, etc), etiquetas (6.000 piezas) y botellas y botellines (600 y 1500 piezas respectivamente).

Para finalizar, Babé ha resaltado que hoy es un día importante para continuar con la estrecha colaboración que existe entre la empresa y la universidad, y en especial, con este convenio “se pone de manifiesto la generosidad aportada por Roberto Amillo, al ceder esta colección privada a la Universidad de Cádiz, la cual le ha costado muchos recursos” para compartirla con la sociedad, y también para que enriquezca la labor formativa e investigadora universitaria.