UNIVERSIDAD DE CANTABRIA

“Sea of Innovation Cantabria Cluster” es el primer grupo de España especializado en este ámbito: integra a más de 40 empresas, 13 grupo de investigación de la UC y 4 institutos.

El proyecto Cantabria Campus Internacional impulsado por la Universidad de Cantabria y otros 16 agentes socioeconómicos de la región ha dado un paso más con la constitución del “Sea of Innovation Cantabria Cluster” (SICC), que integra a todos los sectores, empresas e instituciones, de la Comunidad que operan en el desarrollo integral de proyectos avanzados de energías marinas. Se trata del primer grupo especializado en este ámbito que existe en España. En el transcurso de este encuentro todos los miembros han firmado el acta fundacional y se han aprobado los estatutos.

El acto de constitución se celebró ayer en el salón de actos del , en el Parque Científico y Tecnológico de Cantabria () con las intervenciones de la vicepresidenta del Gobierno de Cantabria, , el de la Universidad de Cantabria (UC), , y para presentar las actividades del SICC, el consejero delegado del Grupo SODERCAN, , y el director del Campus Internacional del Agua y la Energía de la UC, Íñigo Losada.

El Clúster está promovido por el Gobierno de Cantabria, el Ministerio de Ciencia e Innovación y la Universidad de Cantabria, cuenta con la colaboración de empresas líderes del sector (Vestas, Siemens, EDP, Iberdrola Renovables y E.on) y con la participación de más de 40 empresas cántabras, capaces de afrontar una especialización productiva, actuando en cada uno de los sistemas que componen la cadena de valor de la energía eólica offshore. Además, forman parte del SICC un total de trece grupos de investigación de la Universidad de Cantabria y cuatro institutos: el IH Cantabria (UC), el Centro Tecnológico de Componentes (CTC), el Instituto de Física de Cantabria (IFCA) y el Instituto Español de Oceanografía (IEO). La sede del “Sea of Innovation Cantabria Cluster” estará en el PCTCAN, concretamente, en el Centro de Formación de Energías Renovables y la Torre de Energías Renovables.

Con este grupo, Cantabria se convierte en “la primera región española en incorporarse al sector eólico marino”, según la vicepresidenta. “El sector público y el sector privado unimos nuestras fuerzas y nuestras capacidades” para “afrontar la salida a un mercado internacional al que podemos ofrecer prototipos y proyectos que den solución a los retos del mercado energético mundial”, afirmó.

Junto con el Gran Tanque de Ingeniería Marítima -que se inaugurará la semana próxima- y el Instituto de Hidráulica Ambiental (IH Cantabria), este grupo, indicó Gorostiaga, “abre grandes expectativas para que Cantabria pueda participar en el desarrollo de los sistemas energéticos del futuro” y son “excelentes herramientas” para que las empresas líderes del sector y las grandes multinacionales “miren hacia Cantabria para aprovechar nuestro trabajo e invertir en nuestro futuro”.

I+D+i, competitividad e internacionalización
Los objetivos concretos del Clúster son la realización de estudios dirigidos a profundizar en el conocimiento de la situación de la cadena de valor del sector y del estado de las tecnologías marinas; la identificación e impulso de proyectos y áreas de mejora para incrementar la competitividad de las empresas cántabras en el sector de la energía marina; servir de conexión entre investigadores, tejido empresarial y empresas líderes internacionales para fomentar la I+D+i, y, en definitiva, el fomento del desarrollo económico, social y tecnológico de la energía marina, así como promover la cooperación de los sectores público y privado para alcanzar soluciones conjuntas en aspectos de interés que incidan en la evolución del sector.

De esta forma, la competitividad del Clúster se sustenta en aspectos como la coordinación entre el conocimiento investigador, el desarrollo tecnológico y el mercado, el paso de la cooperación a proyectos concretos y el apoyo a la internacionalización.

En lo que respecta a este último aspecto, dado que los comienzos del SICC tienen una clara especialización hacia la energía eólica offshore, los puntos de referencia a nivel de mercado, tecnológico y de modelo de desarrollo regional son internacionales.

Concretamente, están dirigidos hacia los mercados inglés, alemán y norteamericano. Ejemplos de este plan de internacionalización son el acuerdo de colaboración firmado con Wind Energy Agency Bremerhaven/Bremen (WAB); la presentación del Cluster en The Northern Wind Innovation Programme, en Liverpool; en la Windpower Monthly Offshore Event, en Londres, y en la Offshore Wind Energy in Europe Conference en Copenhague, entre otros.

En cuanto a la infraestructura, ofrece a sus miembros la posibilidad de iniciar, desarrollar y testar sus proyectos en el Instituto de Hidráulica Ambiental, que dispone de un moderno software simulador, SGEX, que elaborará el primer prototipo; y en el Gran Tanque de Ingeniería Marítima (Cantabria Coastal Ocean Basin), para el diseño de prototipos a mayor escala y el testeo y análisis de su comportamiento en condiciones climatológicas adversas, con fuertes oleajes, viento y corrientes marinas.

Igualmente, para el desarrollo de dispositivos a escala real, el conjunto de empresas cántabras que forman parte del Clúster -fabricantes de elementos mecánicos, electrónicos, ingeniería, logística, instalación, operación y mantenimiento- presentan una oferta en cada una de las fases del desarrollo industrial del proyecto.

Por otra parte, con el prototipo a escala real este grupo pone a disposición el parque experimental para dispositivos de energía del oleaje (Santoña) y para dispositivos de energía offshore en Ubiarco, ambos, complementarios del Gran Tanque de Ingeniería Marítima.