UNIVERSIDAD DE SALAMANCA

Se ha puesto a disposición de la comunidad universitaria y el público general un número de cuenta para canalizar la ayuda al país

Ante la grave catástrofe desencadenada por el del pasado 11 de marzo en , la Universidad de Salamanca ha puesto en marcha una respuesta urgente. Para ello, entre otras acciones, ha puesto a disposición de la comunidad universitaria y el público general un número de cuenta a través del cual se podrán realizar aportaciones solidarias.

Los vínculos de la Universidad de Salamanca con Japón son estrechos e históricos. Fruto de esa relación y de ese mutuo interés, surgió en 1992 el Centro Cultural Hispano-Japonés, un centro único que sirve de nexo de unión entre la cultura japonesa y española.

Es por ello que la catástrofe desatada el pasado 11 de marzo y que, a día de hoy, ha supuesto el fallecimiento de más de 4.000 personas y la desaparición de más de 8.000, según los últimos datos de las autoridades japonesas, se vive con especial intensidad y preocupación en el seno de la Universidad de Salamanca. Más si cabe, teniendo en cuenta el continuo intercambio de alumnos entre el país nipón y la institución salmantina. Cada año, alrededor de una veintena de estudiantes de la Usal amplían su formación en Japón y, actualmente, se encuentran en la Universidad cuarenta alumnos japoneses, a los que Cursos Internacionales ha puesto a su disposición toda la información y apoyo disponible.

Fruto del deseo de la Universidad de Salamanca por unirse a las muchas muestras de apoyo que el país oriental está recibiendo en los últimos días, se han puesto en marcha una serie de actividades. Para todas aquellas personas que deseen realizar aportaciones ya está disponible la cuenta “Centro Cultural Hispano-Japonés: Ayuda víctimas del terremoto y tsunami en Japón”, con el número 0049-1843-44-2110234701. El dinero que se reciba irá destinado a diversas acciones de apoyo a las víctimas y será canalizado a través de la Asociación Universidad de Salamanca en Japón, creada a iniciativa del exembajador y doctor honoris causa Eikichi Hayashiya.

Se espera que así, a través de la ayuda internacional, se pueda minimizar el número de víctimas y paliar al máximo los daños producidos por esta catástrofe, así como facilitar las tareas de reconstrucción.
Además, el Centro Cultural Hispano Japonés, que celebra estos días su XI Semana Cultural del Japón, ha puesto a disposición de los visitantes de las exposiciones que acoge el Palacio de San Boal un libro de condolencias en el que muchos salmantinos han mostrado ya su apoyo al pueblo japonés.