UNIVERSIDAD DE BARCELONA

Los trastornos de la materia blanca, también llamada mielina, engloban un gran grupo de enfermedades que afectan a esta sustancia. En la edad infantil, suelen ser enfermedades de carácter genético y es frecuente que no estén diagnosticadas. Ahora, un equipo de encabezado por Raúl Estévez, profesor del Departamento de Ciencias Fisiológicas II en el campus Ciencias de la Salud de Bellvitge de la UB, en colaboración con la investigadora Marjo van der Knaap, del Centro Médico Universitario de la Universidad Libre de Ámsterdam, han identificado el gen GLIALCAM como el responsable del 25 % de casos de la leucoencefalopatía megalencefálica con quistes subcorticales (), una enfermedad rara de origen genético que afecta a la mielina del cerebro.

En este estudio, publicado y seleccionado como artículo destacado en la del grupo Cell The American Journal of Human Genetics, también han participado Tania López-Hernández, coautora principal y becaria predoctoral de la UB, así como los investigadores Albert Martínez, del Instituto de Investigación Biomédica (IRB Barcelona), y Virginia Nunes, profesora de la UB e investigadora del (), entre otros.

La mielina es necesaria para que se propaguen correctamente los impulsos nerviosos entre neuronas y para que se ejecuten las órdenes del cerebro que hacen posible el movimiento. En la edad infantil, estas enfermedades suelen ser genéticas y afectan a un único gen. En la edad adulta, son enfermedades de tipo inflamatorio, como la esclerosis múltiple. «En el caso concreto de las enfermedades infantiles, cada una en particular es rara o muy rara, pero si se consideran todas como un grupo, entonces, la incidencia es alta, de un afectado por cada mil individuos», explica Raúl Estévez, premio ICREA Academia y miembro del Centro de Investigación Biomédica en Red de (CIBERER). «Por otra parte -añade el experto-, en un porcentaje muy elevado de los niños con afectación de la mielina, el diagnóstico no es claro y no se puede llegar a ninguna conclusión».

En los últimos años, gracias a la aplicación de patrones de anormalidades en las imágenes de resonancia magnética del cerebro, se han ido definiendo nuevas enfermedades. Así, en 1995 se identificó una enfermedad de la mielina con herencia autosómica recesiva llamada leucoencefalopatía megalencefálica con quistes subcorticales (MLC). En 2001, se descubrió que el gen responsable del 75 % de los casos de esta enfermedad es el llamado MLC1 y, al mismo tiempo, se vio que existían otros casos que no se podían explicar por mutaciones de este gen. En el 25 % restante, se observaron dos fenotipos clínicos: en uno de ellos, el curso clínico, con degeneración progresiva, es el mismo que el del grupo mayoritario; en el otro, en cambio, la enfermedad mejora o desaparece. El denominador común en estos pacientes es la presencia de macrocefalia, que se puede presentar con autismo y dificultad para el aprendizaje.

El estudio publicado en la revista The American Journal of Human Genetics parte de la heterogeneidad de la enfermedad para buscar otros genes responsables de esta mutación. Para identificarlos, se han combinado estudios bioquímicos con estudios genéticos y los resultados demuestran que los pacientes con degeneración progresiva presentan dos mutaciones en el gen GLIALCAM, mientras que los otros tienen una única mutación en este mismo gen, que indica una herencia autosómica dominante. En este mismo estudio, donde también se describen los defectos bioquímicos de la enfermedad, se ha podido determinar que ciertas mutaciones en el GLIALCAM también causan macrocefalia familiar benigna y macrocefalia con retraso mental, con o sin autismo.

«Aunque la función del gen GLIALCAM sigue siendo desconocida, la investigación demuestra que son necesarios trabajos multidisciplinarios colaborativos y translacionales para avanzar en las causas que explican estas enfermedades poco frecuentes y para encontrar nuevas terapias», concluye Estévez.

Referencia del artículo:

López-Hernández, Tania; Ridder, Margreet C.; Montolio, Marisol; Capdevila-Nortes, Xavier; Polder, Emiel; Sirisi, Sonia; Duarri, Anna; Schulte, Uwe; Fakler, Bernd; Nunes, Virginia; Scheper, Gert C.; Martínez, Albert; Estévez, Raúl; Van der Knaap, Marjo S. «Mutant GlialCAM Causas Megalencephalic Leukoencephalopathy with subcortical Cysts, Benigno familial Macrocephaly, and Macrocephaly with Retardation and Autism». The American Journal of Human Genetics, abril de 2011, vol. 88, n.º 4, pp. 422-432.
www.sciencedirect.com/science/journal/00029297

Etiquetado con:

Noticia clasificada como: Investigación universitariaUniversidades de Cataluña

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed