UNIVERSIDAD DE LA RIOJA

La () ha editado, como cada año, el informe , con el objetivo conocer la situación de las en las universidades, así como establecer políticas y estrategias, individuales y conjuntas, para su óptima implantación. El informe está basado en los datos recogidos a diciembre de 2010, a través de un nuevo catálogo de indicadores que permite analizar dicha situación desde las perspectivas de la descripción, la gestión y de gobierno de las TI.

Este es un informe pionero a nivel europeo, que está sirviendo de referencia a otros sistemas universitarios del mundo.

Asimismo, el libro también recoge los resultados de los primeros pasos de un proyecto piloto de gobierno de las TI para el , que ha tenido como objetivo validar empíricamente el modelo de Gobierno de las TI para Universidades (GTI4U), para que a finales de 2011 el resto de universidades españolas dispongan de una herramienta de referencia a la hora de implantar sus sistemas de gobierno de las TI.

La recolección de datos ha contado con una participación de 62 universidades, que representan un porcentaje del 94% de los estudiantes universitarios, lo que dota a la encuesta de una considerable credibilidad estadística.

Apuesta de las universidades por las TIC como elemento de innovación

De los resultados del análisis de los indicadores de descripción de las TI, se desprende que las universidades españolas tienen informatizados el 78% de los procesos de gestión universitaria y que la mitad de los elementos que soportan los procesos de administración electrónica ya están implantados. Las TI proporcionan soporte a la docencia presencial, de manera que la mitad de las aulas están equipadas con un proyector multimedia y ofrecen a todos sus estudiantes conexión a Internet. Las universidades ponen a disposición de sus estudiantes alrededor de 80.000 ordenadores, lo que supone una ratio de casi 1 ordenador para cada 10 estudiantes. Además, el 90% del y de los estudiantes ya utilizan la plataforma de docencia virtual institucional.

Los investigadores universitarios están dotados de los medios técnicos TI que necesitan para investigar. A este respecto, el indicador que más crece es el uso de herramientas de trabajo colaborativo que ya alcanza al 80% del PDI.

En cuanto al uso ético y adecuado de las TI, destaca el hecho de que dos de cada tres universidades ya han alcanzado el objetivo de disponer del nivel de accesibilidad para discapacitados recomendable para su web institucional (AA o AAA).

Los datos también revelan que tres de cada cuatro universidades disponen de un repositorio de contenidos y el 90% de las universidades disponen de un datawarehouse o están en vías de implantación del mismo.

En el ámbito de la gestión de las TI, el informe también indica que la mitad de las universidades disponen de un plan estratégico de las TI alineado con la estrategia institucional. Otro dato positivo es que seis de cada diez universidades comparten recursos TI con otras universidades y alrededor del 90% de los responsables de TI de las universidades suelen asistir a las reuniones de la Sectorial TIC de la y a las de RedIRIS.

Además, el 90% de las universidades disponen de un presupuesto propio y diferenciado para las TI y que a pesar de la crisis, se mantiene el presupuesto dedicado a las TI.

En cuanto a la madurez de gobierno de las TI, tras la implantación del proyecto piloto en las Universidades de Murcia, Jaume I de Castellón y Politécnica de Cartagena, el próximo objetivo de la CRUE es que, próximamente, se animen muchas otras universidades a implantar sistemas de gobierno de las TI.