UNIVERSIDAD DE GRANADA

– Permitirá a las empresas proveedoras de la Universidad de Granada adelantar el cobro de los suministros y servicios prestados a la UGR a un bajo interés

El gerente de la Universidad de Granada, Andrés Navarro Galera, y el director general de Caja Rural de Granada, Dimas Rodríguez, han firmado un acuerdo de confirming entre ambas instituciones. Este acuerdo permitirá a las empresas proveedoras de la Universidad de Granada adelantar el cobro de los suministros y servicios prestados a la UGR a un bajo interés.

Con esta iniciativa, tanto la institución académica como Caja Rural de Granada muestran su interés y preocupación por las pymes, e intentan así contribuir al mantenimiento y desarrollo del tejido económico y social de Granada.

Más de 5.500 proveedores

La Universidad cuenta con más de 5.500 proveedores, en su mayoría pequeñas empresas, para muchas de las cuales puede resultar vital este anticipo del cobro. Actualmente un 30% del presupuesto de la Universidad se destina al pago a proveedores.

Hasta ahora, cualquier proveedor de la UGR que quisiera financiar su facturación podía hacerlo negociando directamente con las entidades bancarias. El acuerdo rubricado esta mañana por el gerente de la institución académica permitirá a los proveedores obtener un tipo de interés mucho más ventajoso.

Durante la firma del confirming, el director general de Caja Rural destacó de este acuerdo “la facilidad que ofrece a las pymes que lo necesiten para obtener liquidez”, y puso de relieve la colaboración que la entidad granadina y la Universidad de Granada vienen manteniendo con éste y otros convenios que mantienen “para fomentar la investigación y el desarrollo, y para premiar la excelencia”.

Por su parte, el gerente de la Universidad afirmó que, con esta medida, “la Universidad de Granada espera poder satisfacer las necesidades de tesorería de los proveedores que se relacionan con la institución, permitiéndoles tener una vía más de financiación de su facturación en unas condiciones de mercado excepcionales y en un tiempo de adelanto inmejorable”. De este modo, se pretende “apoyar al desarrollo del tejido empresarial relacionado con la Universidad de Granada, asegurando así su sostenibilidad financiera”.

Y es que el acuerdo de confirming firmado esta mañana pone de manifiesto el compromiso social de la Universidad de Granada con sus proveedores, ya que, gracias a él, podrán anticipar el cobro del importe de su facturación a la UGR en un plazo inferior a 30 días, disponiendo de liquidez prácticamente inmediata y en condiciones bastante competitivas de mercado.