UNIVERSIDAD DE MÁLAGA

El periodista y voz divulgadora del , Gonzalo Rojo, ha sido el encargado de la ponencia que de forma conjunta han recibido los alumnos de los cursos de y Semana Santa que durante esta semana se desarrollan en los Cursos de Verano de la UMA. El crítico ha comentado cómo la situación económica afecta a la industria del , “este verano hay menos festivales que en años anteriores y también ha disminuido el número de artistas que participan en éstos”, ha declarado el ponente. Rojo ha manifestado que él no es partidario de que el esté totalmente subvencionado y de que siempre se dependa de las autoridades municipales o provinciales: “el mundo del debería desenvolverse económicamente por sí solo, ser más autónomo con el apoyo de las peñas flamencas”.

Rojo ha declarado su orgullo por el interés que la UMA ha mostrado por este arte y que iniciativas como éstas deben repetirse ya que, según el experto, el flamenco es la parcela más importante de la cultura andaluza: “es música, literatura y un arte con prestigio que traspasa fronteras”. En cuanto a la relación del flamenco con el ámbito académico, Rojo considera que aunque se están dando pasos para este acercamiento todavía es una asignatura pendiente.

Rojo, presidente de la Asociación Nacional de Críticos, Investigadores y Escritores de Flamenco, ha recordado la importancia de que se reconozca el flamenco al igual que se hace con la música clásica o la ópera: “El flamenco como arte universal, antes aún de ser nombrado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, era reconocido y querido en países como Japón, Francia o Italia”.

, “Fosforito”

Un reconocimiento oficial al flamenco desde el ámbito académico es una propuesta muy positiva para el sector, ha asegurado el cantaor y experto, Antonio Fernández “Fosforito”, que ha participado hoy con una ponencia en el Curso sobre Flamenco.

Fosforito ha defendido la importancia de foros como éste porque es la manera de transmitir la importancia de este arte a todos los ámbitos de la sociedad. Y en cuanto a la coyuntura económica actual y sus efectos en la industria cultural, el cantaor ha asegurado que son campos acostumbrados a vivir tiempos difíciles, por lo que Fernández ha lanzado un mensaje de esperanza, ha asegurado que el arte flamenco tiene solera y profesionalidad de sobra para encarar el futuro con optimismo.

Por otro lado, la vicerrectora de Extensión Universitaria y secretaria del curso “Flamenco, ocho provincias al compás”, Mª Isabel Calero, ha destacado la intención de la Universidad de integrarse en el tejido social de la ciudad porque este arte forma parte de nuestra cultura popular: “se pretende elevar el flamenco a un nivel más académico”. Calero también ha manifestado su satisfacción por la buena acogida que ha tenido entre el público, superando sus expectativas en cuanto al número de alumnos.