UNIVERSIDAD CATÓLICA DE VALENCIA

Tras la firma de un

La Universidad Católica de Valencia “San Vicente Mártir” (UCV) y la Fundación Sida y Drogas de la Comunidad Valenciana (FSD) colaborarán en la prevención de conductas adictivas, así como en el fomento de la investigación sobre el Sida y la promoción educativa tras la firma de un convenio de colaboración entre ambas entidades.

El acuerdo, que también contempla la cooperación al desarrollo de terceros países en materia sociosanitaria, ha sido suscrito entre el de la UCV, , y el presidente de la FSD, Francisco Javier Romero, que es vicerrector de Investigación, Desarrollo e Innovación de la UCV.

Según Francisco Javier Romero, el convenio pretende “comenzar ya a realizar actividades académicas, científicas y sociales para las que se suscribirían convenios específicos entre ambas instituciones”.

Entre las iniciativas y proyectos previstos figura la celebración del Día Mundial del Sida en la Universidad, según Romero que ha añadido que desde la FSD “llevamos muchos años informando en todo tipo de centros docentes de la Comunitat Valenciana y el problema entre la juventud sigue siendo muy importante”.

“Es cierto que ha descendido el consumo de determinadas sustancias a causa de la crisis pero, por el contrario, lo que ha sucedido es que ese consumo se ha trasladado hacia otras sustancias más baratas”, ha afirmado.

Además, los últimos informes del Ministerio de Sanidad “apuntan a que la edad de inicio del consumo de drogas también es un problema grave en España”. Para el presidente de la FSD se trata de una cuestión “muy preocupante porque la edad de inicio en el consumo de drogas ha disminuido”.

Aunque “las campañas realizadas en contra del tabaco han dado fruto no ha afectado, por ejemplo, al hachís, cuya media de consumo probatorio es enorme pues la percepción de riesgo es muy baja”.
Igualmente, Francisco Javier Romero ha asegurado que “el binomio formado por sida y drogas no ha desaparecido”. Las conductas de riesgo que preceden al padecimiento de la enfermedad “están asociados al consumo de drogas: la promiscuidad o las relaciones no protegidas aparecen con mucha más frecuencia en un sujeto bajo el efecto de dichas sustancias, por ello, dicho binomio es difícilmente separable”, ha asegurado.

Aunque “los tratamientos son cada vez mejores y el sida en un país desarrollado puede convertirse casi en una enfermedad tratable como otras crónicas, sigue habiendo bastantes infecciones y la mayoría están relacionadas con el consumo de drogas”.