UNIVERSIDAD DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

La prestigiosa revista científica (Mayo, 2013) ha publicado que la moratoria anti-sonar en aguas canarias ha resultado efectiva, tras 9 años de investigación por parte de científicos de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC), convirtiéndose esta medida en un referente mundial para evitar varamientos masivos de .

Científicos canarios del de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y de la Sociedad para el Estudio de Cetáceos de Canarias (SECAC), han publicado en Nature (Revista de máximo prestigio científico mundial), la conclusión del trabajo llevado a cabo en cetáceos varados en las Islas desde 2004 hasta principios de este año 2013, es decir, desde la fecha en la que se estableció la moratoria anti-sonar aprobada por el gobierno español y con el acuerdo del Gobierno de Canarias. Esta moratoria que ha impedido el uso de sonares antisubmarinos militares alrededor de las Islas Canarias, se estableció como respuesta a una resolución no vinculante del Parlamento Europeo, en la que se recomendaba evitar el uso de esta tecnología hasta que se conociera mejor el daño que podía producir a la fauna marina y en concreto a los cetáceos.

Esta resolución del Parlamento Europeo tomada por votación en 2004, se fundamentó científicamente en los trabajos realizados en Canarias y publicados en Nature en 2003 y 2004, por el grupo que lidera el Doctor (Catedrático de Veterinaria y director del IUSA). Este nuevo trabajo en Nature también está firmado por junto al también profesor de la ULPGC Manuel Arbelo, y a Vidal Martín de la SECAC.

El trabajo ha llevado a cabo el estudio de las causas de la muerte de los cetáceos varados en Canarias desde 2004 hasta el momento actual. Este laborioso estudio llevado a cabo por los investigadores, con el apoyo de las administraciones y empresas privadas, ha permitido llevar a la conclusión que publica Nature, vol. 497, page 317 (2013), (Revista científica con 36.28 puntos de índice de impacto) corroborando los trabajos iniciales de estos investigadores canarios, al tiempo que se ha creado una referencia mundial para evitar este tipo de mortalidades.

http://www.nature.com/nature/journal/v497/n7449/full/497317d.html