UNIVERSIDAD DE NAVARRA

Catedrático de Construcción, fue profesor en el campus de Pamplona desde 1985 hasta 1997

El pasado sábado, día 14, falleció Antonio García Valcarce, reconocido ingeniero, y antiguo director y profesor de la , a la que se incorporó en 1985 y en la que permaneció hasta su jubilación en 1997.

Antonio García Valcarce, nacido en Santa María de Ordás (León) en 1921, cursó sus estudios primarios y secundarios en esta ciudad entre 1926 y 1937 antes de realizar en Madrid su preparación de ingreso en la Escuela Técnica Superior de Ingeniero de Montes, donde estuvo desde 1942 hasta 1947.

En ese mismo año se trasladó a Sevilla y sus primeros años de actividad tuvieron lugar en la Empresa Constructora Agromán como ingeniero jefe de la obra e impartiendo clases de Formación Profesional. Entre 1959 y 1963 su actividad profesional se desarrolló como ingeniero delegado de Edificios y Obras, S.A., y como director gerente de ALMEDI E.C., S.A.

Desde 1963 compaginó su práctica profesional con su labor docente universitaria en la Escuela de Arquitectura de Sevilla, donde obtuvo la Cátedra de Construcción ocho años más tarde. Durante casi veinte años de estancia en la Escuela de Arquitectura de Sevilla llevó a cabo en paralelo una intensa actividad profesional en empresas de las que muchas veces fue socio fundador. Fue subdirector de esta Escuela y también vicerrector de la Universidad de Sevilla.

Fundador y director de la ‘Revista de Edificación’

Con el comienzo del curso 1985-1986 inició su actividad docente en la Escuela de Arquitectura de la Universidad de Navarra como profesor ordinario y en 1991 fue nombrado director. Son años de una importante actividad tanto en el desempeño de este cargo como en su tarea de profesor de Construcción y Deontología. En 1989 puso en marcha el Curso Superior de Edificación, que en 1991 pasa a ser Máster, y que contó con su dirección.

En 1987 se publicó el primer número de la Revista de Edificación, de la que es fundador y director. Además de estas actividades impartió numerosos cursos de posgrado y doctorado. En 1990, el Pleno del Consejo Superior de los Arquitectos en España le concedió la distinción de Arquitecto Honorario como reconocimiento a su labor personal y profesional.