UNIVERSIDAD DE ALICANTE

El presidente, Francisco Gómez alaba el ejercicio de transparencia y la puesta en marcha del portal de datos.ua.es

La sala de Juntas del edificio de Rectorado y Servicios Generales de la Universidad de Alicante ha albergado esta mañana la reunión del Pleno Ordinario del , en el que el punto principal del orden del día ha sido la aprobación de las cuentas anuales de la UA de 2013, así como las de las sociedades y fundaciones en las que participa.

El presidente del Consejo, ha destacado el papel del Consejo “como instrumento básico de gestión para la transparencia y como vehículo para visibilizarla y hacerla más accesible a la sociedad”. El presidente ha remarcado el papel del Consejo Social “como vehículo de fortalecimiento de la autonomía universitaria”, esencial –ha dicho- “para cumplir la misión encomendada como servicio público ante los retos sociales que se nos presentan”. Gómez ha calificado la gestión económica de la universidad de “adecuada y muy en la línea de lo que hace la sociedad y las familias”, “de reajuste” -ha matizado. Ha alabado la puesta en marcha de datos.ua.es, el portal de datos abiertos de la Universidad de Alicante, que la convierte en la primera institución académica que pone al alcance de toda la ciudadanía todo tipo de datos académicos, docentes y de gestión.

Durante la reunión, Gómez Andreu ha informado de los avances, en colaboración con la Oficina de Control Presupuestario –dependiente del vicerrectorado de Gestión Académica de la UA-, en la implantación de la contabilidad analítica. El presidente del Consejo Social asegura que con esta nueva herramienta de gestión “se tendrá un conocimiento más ajustado a la realidad del coste real de los servicios y proyectos que presta la institución académica” lo que, según Gómez, “redundará en una mayor optimización de los recursos”.

La reunión plenaria ha servido también para el nombramiento de los dos nuevos consejeros en representación del Consejo de Gobierno de la Universidad. Se trata del profesor Jerónimo Mora, del colectivo docente e investigador y Edgar Hidalgo, del de estudiantes.

Premios a la excelencia y la contribución al desarrollo

La Comisión de Relaciones con la Sociedad, que preside Antonio Carbonell, ultima los detalles para la convocatoria de un nuevo galardón: el Premio del Consejo Social a la contribución al desarrollo y la innovación, que tendrá un marcado carácter internacional. Francisco Gómez, que quiere ponerlo en marcha el próximo curso académico, asegura que la intención es profundizar en las relaciones internacionales que se llevan a cabo en el seno de la institución.

En este sentido, el presidente ha anunciado también que va a retomar, con carácter anual, el Premio del Consejo Social a la Excelencia Docente, “pero con algunas variables”, ha explicado. A partir de ahora, se entregará un premio por cada una de las Facultades y la Escuela Politécnica Superior. Según Gómez, el reconocimiento se hará a propuesta de cada centro y se tendrán en cuenta, principalmente, los resultados de las encuestas de los estudiantes, además del volumen de publicaciones, la innovación docente, el uso de idiomas, etc. La convocatoria podría hacerse pública en octubre, para realizar la entrega de los premios en febrero.

En otro orden de cosas, el , , ha explicado al pleno del Consejo Social las últimas reuniones mantenidas por los rectores con mandatarios tanto autonómicos como nacionales. En el plano nacional, ha recordado la falta de atención prestada por el ministro Wert a la propuesta de la Conferencia de Rectores tanto en materia de acceso a la educación superior como en lo relativo a la tasa de reposición. Palomar ha explicado que el real decreto de acceso aprobado por el Gobierno, crea desigualdades de acceso a la universidad por la desigual implantación de la LOMCE. En cuanto a la tasa de reposición, el ha anunciado que de seguirse con el límite del 10%, las universidades españolas perderán en menos de una década el 25% de sus efectivos docentes e investigadores, eliminando de este modo, la reposición generacional con la consecuente merca en la calidad y el avance científico.

En cuanto a la situación económica, Manuel Palomar ha abundado en la buena sintonía existente con la Conselleria de Hacienda con quien, “por primera vez”, se ha conseguido aproximar posturas relativas a la recuperación de la deuda histórica acumulada, que en el caso de la Universidad de Alicante asciende a 140 millones de euros.

Etiquetado con:

Noticia clasificada como: NoticiasPolítica universitariaUniversidades de la Comunidad Valenciana

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed