UNIVERSIDAD DE JAÉN

El Rector de la Universidad de Jaén (UJA), , aseguró hoy que la sociedad debe de entender el significado de la Universidad y de la libertad de expresión que en ella ha de prevalecer, en referencia a la presentación del “Arrojado a los leones”, del diputado Sabino Cuadra, que estaba previsto que se realizara en el Campus Las Lagunillas ayer, y que hoy se presentará en la Universidad de Granada.

La UJA convocó una rueda de prensa para explicar la postura de la institución con relación a la presentación del libro “Arrojado a los leones”, del diputado Sabino Cuadra.

Manuel Parras explicó que la Universidad es, por naturaleza, el espacio para la confrontación de ideas, de crítica, de debate y de análisis, “y este espacio de libertad, muchas veces, conlleva que se realicen actividades que una parte de la propia comunidad universitaria y de la sociedad, en general, no comparten”. Por eso, argumentó que, junto a la realización de actividades, también es frecuente la “protesta civilizada” contra las mismas” por quienes entienden que estas actividades no han de llevarse a cabo en los campus universitarios. Este es el caso del asunto que nos ocupa”.

El Rector de la UJA manifestó comprender las protestas y el malestar de los colectivos que se han dirigido a la Universidad mostrando sus quejas, “insisto, todas ellas comprensibles, pero la sociedad ha de entender el significado de la Universidad y de la libertad de expresión que en ella ha de prevalecer”.

Tras señalar que en la Universidad de Jaén, la presentación de un libro por parte de alguien externo a la institución “es una actividad relativamente frecuente”, una vez realicen la reserva de espacio y el abono de una tarifa recogida en los Presupuesto de la UJA, recordó que el autor del libro es un representante del pueblo español, elegido democráticamente, que ocupa un escaño en el Congreso de los Diputados “por un partido legal, Amaiur, que, paradójicamente, se sienta en un Parlamento al lado de algunos que han pedido a la Universidad que no se autorice el acto”.

En este sentido, subrayó que la UJA “no debía impedir que un Diputado hable en las aulas universitarias cuando se sienta en el Congreso de los Diputados, con independencia de que, probablemente, la mayoría de la comunidad universitaria no comparte, en absoluto, las ideas que defienda el Diputado”.

Asimismo, aseguró que éste no el primer caso en el que hay quejas por parte de determinados colectivos sobre actividades que se celebran en la UJA, “aunque es cierto que ésta ha tenido un gran impacto en la redes sociales, pidiendo su anulación”. En todos los casos en los que se ha autorizado el acto, “hemos mantenido el discurso que le estoy refiriendo. De no haberlo hecho así, actos ligados a la religión, al Derecho, a la Economía, a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, a análisis políticos…no habían sido posible celebrarlos”.

Por otro lado, respecto al comunicado del Partido Popular, en el que calificada de “vergonzoso” que una Universidad pública acoja un acto de este tipo, Manuel Parras apostilló que “no es vergonzoso por las razones que he esgrimido”.

A su vez, aprovechó para mostrar su sorpresa por el “despertar que ha provocado este hecho en algunas personas que se han acordado de la Universidad en este momento, cuando la tienen bastante olvidada”.

Secuencia de los acontecimientos

El Rector de la UJA narró lo sucedido, comentando que fue una profesora de la UJA quien solicitó el espacio para la presentación del mencionado libro, esgrimiento que se trataba de una actividad docente. “Cuando desde el Rectorado nos enteramos de que se trataba de presentar un libro de Sabido Cuadra, miramos la solicitud y le trasladamos a la profesora que esta actividad no era en absoluto docente y que, por consiguiente, los promotores del acto debían seguir el protocolo establecido en nuestra Universidad”. Finalmente, los promotores no cumplieron el protocolo y el acto no se autorizó. “En cualquier caso –apuntó- la Universidad estaba evaluando si la presentación del libro pudiese alterar el desarrollo normal de la actividad docente universitaria, única razón para poder anular el acto”.

El Rector compareció ante los medios de comunicación, acompañado por parte de su Consejo de Dirección, como: Jorge Delgado, Vicerrector de Planificación, Calidad, Responsabilidad Social y Comunicación; Nicolás Pérez Sola, Secretario General de la UJA; Juan Carlos Castillo, Vicerrector de Docencia y Profesorado, y Armando Moreno, Gerente de la UJA.

Etiquetado con:

Noticia clasificada como: Publicaciones universitariasUniversidades de Andalucía

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed