UNIVERSIDAD DE SALAMANCA

– Concluido el proceso de renovación de los representantes estudiantiles en las elecciones del pasado mes de Marzo, el Consejo de Asociaciones ha procedido a renovar su Junta Directiva.

– D. Rashid Vázquez ha sido elegido nuevo presidente del . En la sesión ordinaria del Pleno se nombró también al nuevo secretario general, Carlos Javier Blanco, estudiante de la Facultad de Ciencias Sociales.

Rashid Vázquez, ha sido elegido nuevo presidente del Consejo de Asociaciones de la Universidad de Salamanca, sucediendo en el cargo a Eduardo Riol López. La principal función atribuida a su cargo es la representación de los estudiantes en diferentes órganos de gobierno y frente a las autoridades académicas.

Rashid Vázquez lleva dos años ejerciendo labores de representación como miembro del Consejo de Gobierno de la Universidad de Salamanca. Entre otras responsabilidades ha formado parte varios años del Claustro Universitario, siendo además, presidente de la asociación UNE, Presidente de la Delegación de estudiantes de Economía y Empresa, y Secretario General del Consejo de Asociaciones. Además en la actualidad es el representante de los estudiantes en el Consejo Social de la Universidad de Salamanca.

En la sesión ordinaria del Pleno del Consejo de Asociaciones celebrada el pasado 3 de Abril se procedió tomó también posesión el nuevo Secretario General, Carlos Javier Blanco, estudiante de la Facultad de Ciencias Sociales.

Carlos Javier Blanco, ha sido miembro durante dos años y medio del Claustro Universitario. Ha pertenecido a la junta directiva de la asociación sectorial de alumnos de Relaciones Laborales y Recursos Humanos a nivel estatal. Actualmente, es vicepresidente de la asociación AES, forma parte de la junta así como de la delegación de la facultad de Ciencias Sociales, y es miembro del Jurado de selección de Becarios de la Universidad de Salamanca.

Los objetivos de la nueva Junta Directiva, se centran en tratar de impulsar que la Universidad adopte diferentes medidas que respondan a las reivindicaciones e intereses estudiantiles. Algunas de estas reivindicaciones consisten en lograr un aumento de las becas para los estudiantes menos favorecidos, lograr una revisión del Reglamento de Evaluación de la Universidad que sea más garantista en lo referente a los derechos de los estudiantes, flexibilizar los requisitos formales para acceder al Tribunal de Compensación, flexibilizar las normas de matriculación de la institución que a su juicio son muy rígidas y acabar con la disposición por la que los estudiantes tienen que matricularse obligatoriamente cada curso de las asignaturas suspensas (incrementando aún más las tasas universitarias que tienen que pagar los alumnos). También se promoverá que la Universidad amplíe su oferta de dobles titulaciones y que apueste por la enseñanza online.

Etiquetado con:

Noticia clasificada como: Política universitariaUniversidades de Castilla León

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed