UNIVERSIDAD DE ALICANTE

Investigadores de la Universidad de Alicante participan en un proyecto europeo que tiene como objetivo analizar materiales ópticos con propiedades visuales avanzadas para producir efectos visuales nuevos y sofisticados mediante pigmentos especiales utilizados en sectores industriales como el automovilístico, cosméticos, papel, plásticos, textiles, materiales impresos, pinturas, etc.

El proyecto, denominado “Reflectometría multidimensional para la industria”, tiene como finalidad establecer nuevos métodos de medida, procedimientos de calibración y estandarización, que proporcionen a la industria datos cuantitativos fiables para asegurar la reproducibilidad y el control de calidad visual de muchos productos, así como el trasfondo para la investigación de nuevos efectos visuales generados por pigmentos especiales o acabados superficiales sofisticados.

La apariencia visual de un producto comercial para casi todos los sectores industriales es uno de los parámetros más críticos que influyen en la decisión final del cliente. Por esta razón, durante los últimos años, se han hecho muchos esfuerzos en las empresas para desarrollar efectos visuales nuevos y sofisticados mediante pigmentos especiales para conseguir pinturas metalizadas, iridiscentes, acabados mate, o efectos de textura como el sparkle (centelleo) o el graininess (granulado), explica el Dr. Francisco Miguel Martínez Verdú, coordinador del proyecto en la Universidad de Alicante y director del grupo de investigación Visión y Color.

Pero las normativas técnicas y dispositivos de medida actuales en este campo usados por los Institutos Nacionales de Metrología se están quedando atrasados en relación con el alto ritmo de investigación e innovación desde varios sectores industriales. “Por ejemplo, en medidas de color, solamente dos configuraciones de medida se recomiendan desde la Comisión Internacional de Iluminación (CIE), por tanto, esta situación es insuficiente y no está completamente adaptada para nuevos productos”. “El panorama es incluso peor para otros atributos visuales, como el nivel de brillo o los nuevos efectos de textura como el sparkle (centelleo) o el graininess (granulado), los cuales están aumentando su interés al usarse extensivamente en el sector automoción, pero también en menor grado, pero creciente, en cosméticos, etc. Y algo similar ocurre en el campo de la medida de materiales fluorescentes, donde los métodos de medida disponibles comercialmente en la actualidad son idénticos para los materiales no fluorescentes, lo cual es totalmente inapropiado e inexacto”, añade Martínez Verdú.

Ante este reto, y con el apoyo de numerosas empresas europeas de prestigio mundial (AUDI, BASF, Merck, Saint-Gobain, etc.), un grupo de institutos europeos de metrología óptica (CNAM, PTB, CSIC, etc.), y la colaboración de la Universidades de Alicante y de Gante, se ha formado un equipo inter y multidisciplinar para acometer un proyecto de investigación que tendrá una duración de 3 años financiado por el programa EURAMET de la Comisión Europea con el objetivo de crear unas líneas maestras de actuación, coordinación e impacto para que la reflectometría multidimensional a nivel óptico y visual funcione a partir de ahora de forma coordinada con numerosos sectores industriales europeos, y de esta forma consolidar o aumentar la competitividad mundial de la industria europea.