UNIVERSIDAD DE NAVARRA

-Investigadores del y de la Clínica Universidad de Navarra emplean el crowdfunding para combatir la

La () afirma que cada año enferman de malaria más de 200 millones de personas (cuatro veces la población de España) y mueren por su causa cerca de 700 mil (el 75% de los habitantes de Barcelona). Según su Informe Mundial de 2013 sobre la malaria, alrededor de la mitad de la población mundial corre el riesgo de padecer esta enfermedad. Aunque la mayoría de los casos se registran en el África subsahariana, donde cada minuto muere un niño por esta causa, la OMS advierte que también está presente en Asia, Latinoamérica, Oriente Medio y algunas zonas de Europa.

Acabar con la malaria es uno de los objetivos prioritarios para la OMS, cuya meta es reducir su tasa de mortalidad en un 75% para 2015. En esta dirección trabajan investigadores del Instituto de Salud Tropical de la Universidad de Navarra y de la Clínica Universidad de Navarra con su proyecto Malaria MISSION. Esta iniciativa busca 15.000 euros de financiación a través de Internet para desarrollar una nueva arma en la lucha contra el vector: un pequeño implante de silicona que mata a los mosquitos que pican a su portador.

Hasta el momento, los expertos han desarrollado un exitoso prototipo cilíndrico de 2 mm de diámetro de silicona, que se introduce fácilmente debajo de la piel del brazo. El implante contiene ivermectina, una medicina segura y muy utilizada en el trópico para controlar diversas enfermedades parasitarias, que se libera de forma prolongada en el portador y hace que los mosquitos mueran al picarle. El objetivo es atacar a aquellos que pican en el exterior de las viviendas, ya que las medidas de control más efectivas que se utilizan, las mosquiteras y los insecticidas residuales como el DDT, solo acaban con los que pican dentro de casa.

Para completar la fase pre-clínica y dar un paso más hacia su aplicación en humanos, necesitan conseguir financiación. “La crisis y los recortes en investigación han secado aún más las fuentes usuales y los grandes financiadores globales suelen optar por invertir en grupos grandes y con mucha experiencia. Nosotros somos un grupo pequeño, pero con un proyecto innovador que puede ayudar a salvar vidas”, afirma el doctor Carlos Chaccour, coordinador del estudio.

Malaria MISSION se lanzó a la red para conseguir fondos a través de una campaña de ‘crowdfunding’ en la plataforma Indiegogo el 25 de abril. Hasta ahora se ha recaudado el 30% de lo que se necesita. Cualquiera puede colaborar en:

www.igg.me/at/MalariaMission.