UNIVERSIDAD DE ALICANTE

El área del Grado en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte de la Facultad de Educación de la Universidad de Alicante, junto al área de Igualdad y Juventud de la Diputación de Alicante, han puesto en marcha un programa para prevenir conductas adictivas y fomentar un desarrollo positivo de los jóvenes a través del deporte.

Esta iniciativa cosiste en dotar de recursos innovadores y estrategias prácticas a un total de 150 monitores y entrenadores de ocho municipios de la provincia – Almoradí, Benidorm, Elche, Ibi, Pilar de la Horadada, San Juan, Santa Pola y La Nucía-, para fomentar valores educativos y un estilo de vida saludable a través de la actividad física y el deporte.

El programa “ ()”, dirigido por Federico Carreres, doctor en Ciencias del Deporte y profesor asociado de la Facultad de Educación de la UA, arrancó ayer en las instalaciones del campus y contará con tres fases. “Con una duración de una año, primero formaremos a los entrenadores y monitores para que después, en la segunda fase, sean ellos mismos los que apliquen las estrategias adquiridas. Por último, en el mes de septiembre, evaluaremos el impacto y cambios de conducta en los jóvenes”, explica Carreres.

Juan M. Cortell, vicedecano de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte de la UA, afirma que este proyecto promueve la concepción de la actividad física y del deporte como un elemento clave para consolidar un estilo de vida saludable y un desarrollo emocional y social de los niños y adolescentes. “Asimismo, favorece que los entrenadores se conviertan en agentes positivos para contribuir a que los más jóvenes trasladen esos valores a otras áreas de su vida, como la familiar y académica”, apunta.