UNIVERSITAT DE VALENCIA

Un total de 25 actividades, académicas y lúdicas, a lo largo de nueve días, del 21 al 29 de julio, han conformado el programa ‘’, organizado por la Universitat de València y la Universitat Politècnica de València, dentro de , Valencia International Campus of Excellence, y que ha acogido la participación de una veintena de jóvenes de enseñanzas medias con y sin diversidad funcional.

Este año, han sido seleccionados veinte estudiantes de secundaria, bachillerato y ciclos formativos de grado medio de Valencia, Barcelona, Murcia y Granada, con diferentes tipologías de discapacidad y algunos de ellos con Necesidades Específicas de Aprendizaje (NEAE). El objetivo ha sido ofrecerles la posibilidad de entrar en contacto con la oferta de recursos disponible en ambas universidades públicas de la ciudad de Valencia.

A lo largo de su estancia han visitado los dos campus universitarios, así como sus servicios, clínicas e institutos. Entre las actividades realizadas, los jóvenes han practicado deporte adaptado, por ejemplo, pádel, tiro con arco o ping-pong, han realizado talleres de radio y televisión o risoterapia, han paseado por el centro histórico de la ciudad, han hecho excursiones a la Albufera y visitas culturales a museos. Han participado en charlas y otros talleres en los que se ha profundizado en la importancia de la decisión vocacional de cara a la elección de estudios, las titulaciones universitarias y sus requisitos previos, en casos de éxito de personas con discapacidad y salidas laborales en el mercado actual.

La intencionalidad de esta programación no ha sido otra que conseguir un ambiente universitario real que les ayude a definir su proyección futura.

Por otro lado, los participantes han tenido a su disposición los recursos personales y tecnológicos que ofrecen ambas universidades, especialmente, han sido acompañados por el personal técnico de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat, dentro de la Fundació General de la Universitat de València, y de la Fundación CEDAT de la Universitat Politècnica de València. El programa también ha contado con el apoyo de la Oficina de Polítiques per a l’Excel·lència (OPEX) de la Universitat de València.

Acto de clausura

La Universitat Politècnica de València ha acogido este martes el acto de clausura del Campus, presidido por la vicerrectora de Responsabilidad Social y Cooperación de la UPV, Rosa Puchades, a quien han acompañado el gerente de la Fundació General de la Universitat de València, Cristóbal Suria; la directora de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat, Celeste Asensi; e Isabel Andreu, en representación de la Fundación CEDAT.

Cristóbal Suria ha definido este Campus como “una excelente oportunidad para conocer las dos universidades públicas de la ciudad de Valencia”. Asimismo, ha agradecido el trabajo de los equipos técnicos de ambas universidades y ha apostado por la continuidad de esta convocatoria anual.

Celeste Asensi, por su parte, ha recordado que el objetivo principal de este encuentro es motivar a los participantes para realizar estudios universitarios. “Ambas universidades son accesibles y disponen de los recursos necesarios para ofrecer atención a la diversidad funcional y que vuestro tránsito por aquí sea lo más normalizado posible. Sé que hemos cumplido los objetivos”, ha afirmado.

Isabel Andreu ha emplazado a los estudiantes a continuar adelante con los estudios superiores y la vicerrectora Rosa Puchades se ha referido al Campus como una oportunidad para “descubrir la familia universitaria y nuevas opciones de futuro”. “Este programa pretende propiciar el fomento de la igualdad de oportunidades y evitar el abandono escolar de los alumnos con diversidad funcional en cualquiera de sus formas”, ha manifestado. Igualmente, ha destacado el carácter excepcional y pionero del encuentro de este año, puesto que ha contado con alumnos con y sin discapacidad, lo que ha servido para “enriquecer a ambas partes y comprobar que los obstáculos se pueden vencer”.

La organización del programa ‘Campus Inclusivo-Campus sin Límites’, gratuito para los estudiantes seleccionados, es posible gracias al convenio entre el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, la Fundación Universidad.es, la Fundación ONCE y la Fundación REPSOL.

El objetivo principal es incrementar la presencia activa de personas con diversidad funcional que, por sus características individuales, podrían ver limitada su inclusión en las universidades españolas. Además, este proyecto supone una vía de sensibilización para el resto de participantes y para la comunidad universitaria en general.