El congreso, celebrado en San Sebastián, ha contado con la presencia de científicos e ingenieros de países de todo el mundo, particularmente de los que conforman el : la Unión Europea, Japón, Rusia, Estados Unidos, China y Corea.

El 28o Simposio de Tecnología de Fusión () se ha clausurado hoy tras la asistencia de un total de más de 1000 delegados, principalmente europeos, aunque ha destacado la presencia de científicos procedentes de Japón, Estados Unidos, China, Rusia y Corea. Hasta 28 países han participado, cifras que suponen un nuevo récord de asistencia en la historia del congreso.

Es destacable el apoyo institucional tanto a nivel local como nacional que ha tenido el congreso organizado por el Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), con la colaboración del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), la Asociación Empresarial INEUSTAR, el Centro de Investigación CEIT de San Sebastián y la Plataforma Española de Industria de la Ciencia (INDUCIENCIA). Durante el encuentro se han presentado más de 700 comunicaciones técnicas, de las que alrededor de 130 son nacionales.

Como parte de las actividades organizadas en el marco del SOFT, se ha realizado una gran exposición industrial con cerca de 50 stands pertenecientes a empresas y centros tecnológicos relacionados con el sector. En el marco de la conferencia se ha organizado un ‘Infoday industrial’, en el que se ha dado una visión del estado general del proyecto ITER poniéndose especial énfasis en las posibilidades de participación de la industria en este ambicioso proyecto que pretende demostrar la viabilidad de obtener energía a partir de la fusión de núcleos de hidrógeno.