UNIVERSIDAD DE MÁLAGA

Jaime Gil Aluja, presidente de la Real Academia de Ciencias Económicas y Financieras y considerado el principal iniciador de la nueva teoría de la incertidumbre por el desarrollo de las lógicas multivalente en el ámbito económico y de gestión, ha sido nombrado hoy por la Universidad de Málaga, en un acto celebrado en el Paraninfo.

Amadrinado por la catedrática de Comercialización de la UMA Francisca Parra, el homenajeado recibió los elementos que le acreditan con tal honor -el título, el birrete, los guantes, el Libro de la Ciencia y el anillo- de manos de la rectora, Adelaida de la Calle. Asistieron a la ceremonia representantes institucionales y estudiosos relacionados con el mundo de la Economía.

El nuevo miembro del Claustro de la Universidad de Málaga es un referente de las Ciencias Económicas. Catedrático de la Universidad de Barcelona, es experto en superordenadores y en lógica borrosa, que él mismo define como la forma ideal de tratar la predicción y el futuro. Su trayectoria profesional se ha prolongado durante 45 años, tiempo en el que ha combinado una exitosa faceta económica con otra en la empresa privada.

En cuanto a su vinculación con la Universidad de Málaga, fue en la Facultad de Económicas -que este curso celebra su 50 aniversario y que por aquel entonces dependía de Granada- donde inició su actividad docente e investigadora como catedrático hace 47 años. Según sus palabras ante el auditorio, “han pasado muchos años (…), pero lo que ha permanecido inalterable, lúcido, brillante en nuestra mente, han sido nuestros primeros pasos por las aulas universitarias de esta querida ciudad de Málaga”.

Jaime Gil Aluja - doctor honoris causaLa Europa de los territorios

Agradeció en su discurso “a los que con su bondad y altura de miras han tomado la iniciativa de proponerme para esta tan alta distinción”, tras lo que procedió a explicar un resumen de un trabajo titulado ‘Hacia una nueva configuración de la Europa de los territorios’, en el que alude al problema de la existencia de una o varias Europas y sostiene varios elementos diferenciadores entre la identidad europea: la economía, la religión y los valores históricos y tradicionales”.

Concluye su teoría asegurando que la importancia de la consideración de varias europas “es la dificultad que comporta gobernar y legislar conjuntos de poblaciones heterogéneas, así como adaptar políticas y estrategias comunes ante deseos, necesidades y expectativas diferentes”. A su juicio, el tema planteado sobre la existencia de una o varias europas “adquiere hoy un alto interés social y científico, al traspasar los estrechos límites de las querellas entre intereses políticos, que acostumbran a resolverse con discursos carentes de un sólido soporte, tejido mediante un razonamiento económico”.

Jaime Gil Aluja ya era doctor honoris causa por 25 universidades españolas y extranjeras. Así lo narró su madrina, la catedrática Francisca Parra, quien reconoció desconocer lo más destacable del homenajeado, si su enriquecedora aportación científica, su larga producción docente, su valorada participación en la gestión de entidades nacionales y multinacionales, o su admirable comportamiento humano”.

Reconocimientos

Contó Parra que las investigaciones de Gil Aluja cuentan con una extraordinaria valoración y reconocimiento en todo el mundo, con numerosos libros publicados en varios países e idiomas. A lo largo de su vida laboral, ha compatibilizado su actividad principal, la investigación y la docencia, con la gestión en empresas e instituciones financieras, como Seat, Codefinsa o Eurofinanza, entre otras.

Participó desinteresadamente en el desarrollo y consolidación del Departamento de Economía y Administración de Empresas de la UMA. Así lo destacó también la rectora, Adelaida de la Calle, quien recurrió a Ortega y Gasset para utilizar su consideración acerca de los economistas: “Sin unos cuantos economistas -decía Ortega- no haremos absolutamente nada. Con ellos haremos todo”.

“Nuestra facultad, allá en los años 60, recién nacida, lo vio claro. En su empeño siempre tuvo la ayuda y el consejo del profesor Gil Aluja, desde hace 47 años hasta ahora mismo. Una ayuda que resultó esencial para organizar la relación entre la facultad y la economía real. Para plantear un futuro en el que fuera posible la oferta de cursos de la Universidad y, sobre todo, el que la Universidad de Málaga llegara a ser pionera en Andalucía en la implantación del MBA”.

Tras unas palabras para definir los tiempos de crisis que vivimos y los fenómenos económicos que nos llevan al pairo, la rectora aseguró que la economía “es una ciencia social que trabaja con matemáticas y que debe mucho al conocimiento creado por el profesor Gil Aluja”. A juicio de la rectora, “ha fallado el enfoque que establezca grados entre el blanco y el negro. En definitiva, el enfoque del conocimiento de un profesor universitario de economía como el nuevo honoris causa de la Universidad de Málaga”.