UNIVERSITAT DE VALENCIA

“Las principales barreras son las culturales y ahí nos queda mucho por trabajar: hacer comprender que la diferencia enriquece y que es necesaria una sociedad inclusiva”. En estos términos se ha expresado , catedrático de la Universitat de València y miembro del Comité por los Derechos de la Infancia de las Naciones Unidas, quien ha impartido la conferencia inaugural de la Semana de la Universitat por la Integración este lunes.

Es por este motivo que, “si conseguimos que la educación sea inclusiva, construiremos una sociedad inclusiva”, porque aquella que no lo es “no es equitativa, es más injusta y no es democrática”, ha concluido.

Cardona ha participado en la primera jornada de la Semana por la Integración que la Universitat de València, a través de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat, organiza los días 1, 3 y 5 de diciembre, con motivo de la conmemoración del Día Internacional de las Personas con Discapacidad, proclamado por las Naciones Unidas el 3 de diciembre en 1992. Las jornadas cuentan, este año, con el apoyo de Campus Sostenible y la colaboración de la ONGD Global Network for Rights and Development (GNRD).

En su intervención, Jorge Cardona se ha referido a la Universitat de València como la institución académica “pionera y referente para las universidades españolas en materia de inclusión”. Así, ha centrado su discurso en la historia de los derechos de las personas con diversidad funcional, desde la tradición de la consideración del niño como “objeto” del derecho, hasta la celebración de la Convención de los Derechos de las Personas con Discapacidad en 2006, pasando por la evolución jurídica para la protección de colectivos vulnerables, como la infancia, la mujer y las personas con diversidad funcional.

No obstante, Cardona se ha fijado, especialmente, en la educación, y ha argumentado cómo el paradigma de exclusión en la escuela primaria ha ido cambiando hasta llegar al concepto de integración, es decir, la adaptación de los alumnos a la escuela, y de este al de inclusión, y en este caso, es la escuela quien se tiene que adaptar a las diferencias entre el estudiantado. “Ser diferente es lo que enriquece porque no existen dos personas iguales”, ha señalado.

Para Jorge Cardona, la Convención de 2006 es un punto de inflexión en el reconocimiento de los derechos de las personas con diversidad funcional, puesto que en materia educativa pasa a considerarse un derecho la de calidad. “Este es un derecho que tienen todas las niñas y todos los niños. Además, hace referencia a la diversidad y no a la discapacidad y pretende, de este modo, prevenir la exclusión”, ha explicado.

Inclusión socioeducativa, un compromiso

El acto de apertura de la jornada ha estado presidido por el rector de la Universitat de València, Esteban Morcillo, a quien han acompañado Maria Vicenta Mestre, vicerrectora de Ordenación Académica y Profesorado, y María Elena Olmos, decana de la Facultat de Dret, sede que ha acogido el acto.

Para el rector, “la Universidad no es solo un lugar de generación y transferencia de conocimiento, sino que es un referente para la sociedad y se proyecta en ella a través de sus valores. Por lo tanto, la inclusión de la diversidad es una de sus principales responsabilidades”.

En este sentido, Esteban Morcillo ha hecho un llamamiento a los miembros de la comunidad universitaria para que “hagan suyo este compromiso”. “Solo así se podrá avanzar en la diversidad funcional”, ha aseverado.

Del mismo modo, ha afirmado que la Universitat de València se siente “orgullosa” de ser la primera universidad presencial con una atención de más de 1.100 estudiantes con diversidad funcional. Asimismo, es pionera en la gestión de un programa de atención a profesorado y personal de administración y servicios. “Porque queremos ser una universidad integradora”, ha añadido.

En estos aspectos ha coincidido Maria Vicenta Mestre al calificar la Universitat de València de “líder” en cuanto a atención a la diversidad. Además, ha insistido en la importancia de la inclusión laboral y profesional de este colectivo, más allá de la formación, y ha manifestado que “hay que impulsar el porcentaje de alumnado con diversidad funcional, partiendo de la minimización de las barreras educativas ya en la primaria y la secundaria”. En esta línea, la vicerrectora ha recordado los campus inclusivos de la Universitat de València, unas jornadas de convivencia para que estudiantado de otras comunidades autónomas visiten la institución académica y conozcan desde dentro de su funcionamiento.

María Elena Olmos, por su parte, ha reivindicado la implicación de la universidad y todos sus miembros en el “desarrollo de la inclusión educativa y social de las personas con diversidad funcional para contribuir a la construcción de una sociedad más justa y equitativa”.

Al acto han asistido el gerente de la Fundació General de la Universitat de València, Cristóbal Suria; la directora de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat, Celeste Asensi; así como representantes de las asociaciones ONCE y AVAPACE, entre otras organizaciones y personalidades que trabajan en el ámbito de la inclusión.

A lo largo de la mañana, tendrán lugar diferentes sesiones, como una mesa redonda sobre estimulación temprana y una mesa de experiencias, donde los participantes (profesores y alumnos de la Universitat de València, así como miembros de movimientos asociativos en torno a la integración) compartirán con los asistentes sus experiencias personales y profesionales.

Clausurarán esta primera jornada Cristóbal Suria, Celeste Asensi y la directora de la oficina en España de GNRD, Diana Zarzo.

Talleres y terapias

Los días 3 y 5 de diciembre se desarrollarán, en el marco de la Semana de la Universitat por la Integración, cinco talleres y una mesa redonda para reflexionar sobre becas y ayudas al estudiantado y poner en práctica técnicas terapéuticas adaptadas para la integración de personas con diversidad funcional.

El miércoles día 3, a las 12 horas, el Aula de Informática de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat (Facultat de Psicologia, Campus de Blasco Ibáñez) acogerá una sesión de técnicas para hacer frente al estrés, a cargo de Amelia Catalán, directora de los Centros de Psicología Clínica y Formativa. A las 12 horas, tendrá lugar en la Biblioteca de Educación ‘María Moliner’ (Campus dels Tarongers) un taller de introducción a la Lengua de Signos, que se prolongará hasta una segunda sesión a las 16 horas en el mismo lugar. Cerrará la jornada, a las 17 horas, una mesa sobre la Beca Erasmus, que dirigirá Sandra Alunda, de la Asociación de Estudiantes Erasmus de la Universitat de València.

La Semana finalizará el viernes, día 5, con dos talleres. Uno de risoterapia, ya tradicional en estas jornadas, que impartirá Paqui García, terapeuta corporal, en el aula LTA de la Facultat de Psicologia; y una nueva sesión sobre Lengua de Signos que, esta vez, se desarrollará en el Aula de Informática de la Unidad de Integración, en Psicología.

El acto de clausura consistirá en la entrega de certificados a las personas voluntarias que trabajan a lo largo del curso académico, junto con el personal técnico de la Unitat per a la Integració de Persones amb Discapacitat, para facilitar la integración socioeducativa del estudiantado con diversidad funcional dentro de la comunidad universitaria.

Programación detallada:

http://www.uv.es/upd/doc/Jornadas%20y%20Cursos/Semana%20integracion%202014.pdf