UNIVERSITAT DE VALENCIA

La catedrática de Histología de la Facultat de Medicina i Odontologia de la Universitat de València Rosa Noguera lidera la investigación con imágenes digitales de los tumores infantiles neuroblásticos y este mes ha conseguido un proyecto del Fondo de Investigaciones Sanitarias de la Seguridad Social, dotado con 122.800 euros para tres años.

El estudio pretende avanzar en el desarrollo de un conjunto de softwares que servirán para encontrar dianas terapéuticas y tratamientos más individualizados contra este tipo de cáncer, el tercero en incidencia durante la niñez, después de la leucemia y aquellos que afectan el sistema nervioso central.

Este proyecto tiene como finalidad aplicar técnicas innovadoras de imagen microscópica y genética computacional como herramientas clave para conseguir un modelo predictivo mejorado. Así, el equipo estudiará las interacciones físicas entre células neuroblásticas, las células que las rodean (estromales, como por ejemplo las de la respuesta inmune) y la matriz extracelular (conjunto de elementos fibrosos y viscosos que dan apoyo físico rodeando las células) para considerar incluirlas como dianas terapéuticas de este tipo de tumor infantil.

Algoritmos al servicio de la prevención

De esta manera, el grupo dirigido por la profesora Rosa Noguera desarrollará e integrará el análisis de la imagen microscópica de 400 tumores, utilizando la infraestructura del biobanco de 23.100 imágenes microscópicas histológicas de la Facultad de Medicina de la Universitat de València, teñidas con diferentes métodos, mediante la utilización de algoritmos o softwares específicos para cuantificar y caracterizar los elementos tanto celulares como de la matriz extracelular.

El objetivo de este trabajo es “encontrar nuevas características morfológicas y topológicas de los elementos, los cuales, a pesar de que se encuentran entre las células tumorales formando la masa tumoral, no han sido foco de investigación muy intensa, y nosotros consideramos que pueden ayudar a identificar subgrupos de pacientes con un riesgo más alto de recaída o muerte”, argumenta la catedrática Rosa Noguera, quien explica la importancia que los científicos “podamos conocer cómo las células tumorales sienten y utilizan su entorno, para interpretar estos mensajes y disminuir su supervivencia”.

La identificación de esta nueva información a través de imágenes microscópicas y la genética computacional “nos hará dar un paso adelante en la terapia individualizada basada en la arquitectura biotensegral molecular y tisular”, según Noguera. Además, insiste que podría ser “la base científica de la mecanoterapia tumoral y protocolos innovadores terapéuticos aplicables en esta y en otras patologías”. El uso de estos algoritmos, a su vez, puede ser un requerimiento asistencial en los Servicios de Anatomía Patológica de los diferentes hospitales del Sistema Nacional de Salud.

El 15% de muertes infantiles, por cáncer

El es un tumor pediátrico extremadamente heterogéneo que representa un 15% de las muertes infantiles por cáncer, a pesar de que su supervivencia ha mejorado durante los últimos años. Es el tumor sólido extracraneal más frecuente en niños y la mayoría se encuentra en el abdomen (65%). La edad mediana de diagnosis ronda los 18 meses -aproximadamente el 40% de los pacientes se diagnostican antes del primer año de vida, el 75% antes de 4 años y el 98% antes de los 10 años. En España, una media de 70-100 niños entre 0 y 14 años son diagnosticados cada año detrás de las leucemias y los tumores cerebrales. El puede desaparecer o transformarse en benigno espontánea o químicamente o puede tener un gran crecimiento invasivo a pesar de tratamientos intensivos. Por este motivo, “hay que identificar factores presentes en los tejidos tumorales relacionados con las diferentes evoluciones”, apunta la investigadora.

Rosa Noguera es médica y catedrática de Histología del Departamento de Patología de la Universitat de València. Ha dedicado los casi 30 años de su actividad asistencial a caracterizar la genética de más de 2.000 tumores infantiles diagnosticados en España. Junto con la docencia, coordina el laboratorio de Patología Molecular a la Facultad de Medicina y Odontología, a la vez, Centro de Referencia Nacional de Estudios Biológicos del Neuroblastoma. Paralelamente, ha desarrollado una gran tarea de investigación básica y traslacional para la delimitación de nuevos marcadores tumorales en el área de la genética más avanzada y en la de histología. Noguera contribuye activamente en la supervisión de trabajos de investigación, en varias colaboraciones nacionales e internacionales y en el grupo de validación genética de tumores neuroblásticos en Europa.