UNIVERSITAT DE VALENCIA

El ha aprobado este jueves un documento donde se reclama al Gobierno la derogación del Real Decreto de 30 de enero, que promueve el llamado sistema de 3+2 (tres cursos de grado y dos de máster) en la enseñanza superior. En el Claustre se han leído tres manifiestos que coinciden en la misma línea. Por otra parte, se ha elegido a como nueva síndica de Greuges, en sustitución de Carmen Carda.

Durante la presentación de su informe, el ha puesto de manifiesto el posicionamiento en contra de la aprobación por el Consejo de Ministros del Real Decreto que modifica la estructura de los estudios universitarios oficiales. El Consell de Govern de la Universitat de València reclamó el pasado martes la derogación del Real Decreto. En un documento aprobado por el Consell de Govern, la Universitat ha mostrado su desacuerdo “con lo sustancial de las medidas” y “con la forma en qué se ha tramitado”. El Real Decreto implanta un sistema conocido como 3+2. El rector ha solicitado al Claustro su apoyo a este posicionamiento.

El profesor Amat Sánchez, presidente de la Junta de PDI de la Universitat de València, ha tomado la palabra para leer el manifiesto de la Plataforma en Defensa de la Universitat Pública–Universitat de València. También ha intervenido Jordi Caparrós, coordinador-presidente de la Asamblea General de Estudiantes (AGE) de la Universitat de València, que ha dado lectura al manifiesto de este órgano estatutario de la Universitat. Por su parte, Isabel Vázquez, vicerectora d’Estudis i Política Lingüística, en su condición de miembro del Consell de Govern, ha leído en el Claustro el documento de posicionamiento de la Universitat de València en relación a este Real Decreto.

En su informe, el rector ha analizado los aspectos fundamentales de la gestión de la Universitat en los últimos meses. El texto completo del informe se puede consultar aquí: http://links.uv.es/Ku0LcAD

Los tres documentos se pueden leer en las siguientes url’s:

http://www.uv.es/gpremsa/Claustre32.pdf
http://www.uv.es/gpremsa/plataforma
http://www.uv.es/gpremsa/AGE.pdf

En el turno de intervenciones, Rubén Fernández, del Bloc d’Estudiants Agermanats (BEA) ha reconocido el posicionamiento de la Universitat de València frente al Real Decreto 3+2 y ha denunciado públicamente “la pasividad de la Junta Electoral” ante las quejas de los estudiantes en las elecciones de estudiantes. Por su parte, Germán García Lillo, Grupo Universitario Abierto e Independiente (Guai), ha exigido más acciones en defensa de la universidad pública y los estudiantes.

José Martínez Poquet, Frente Estudiantil Unificado (FEU) ha denunciado la “desmotivación en el estudiantado” y ha reclamado que se mejoren las vías de participación de los estudiantes y que se busquen vías para mejorar la situación económica del alumnado. Héctor Cuenca, Sindicat d’Estudiants dels Països Catalans, ha leído el manifiesto elaborado por el sindicato en contra del Real Decreto 3+2.

Héctor Francisco Baeza, Estudiantes por Economía, ha defendido la corrección de su agrupación en su campaña electoral. Pedro Cabrera Juan, miembro claustral de Sicología, ha reivindicado la implantación de la carrera profesional en el PAS de la Universitat de València.

Marta Izquierdo, profesora ayudante, ha leído un manifiesto de la Plataforma de Profesores Ayudantes de la Universitat de Valencia, denunciando la situación precaria de este colectivo. David Jiménez, María Puchades y Clara Pardo, de A Contracorrent, han denunciado la situación de las cafeterías de algunos centros y han criticado la reforma 3+2. Por último, el estudiante Javier García, ha criticado la política de tasas en las matriculaciones de los grados.

Carlos Alfonso, presidente de la Junta Electoral, ha defendido la eficacia de este organismo y ha explicado cómo algunas denuncias de irregularidades no estaban debidamente documentadas.

Informe Sindicatura de Greuges

El Claustro ha aprobado también el informe presentado por la síndica de Greuges, Carmen Carda, correspondiente al curso 2013/2014. Este curso académico el total de expedientes que la Sindicatura ha tramitado es de 165 (104 reclamaciones y 61 consultas), que afectan a un total de 210 personas (103 hombres y 107 mujeres). Por colectivos, hubo 138 estudiantes, 65 PDI, 4 PAS y 3 PIF. De estos expedientes, se han resuelto 152 expedientes. El tiempo de resolución del expediente se aproxima a 15 días. La resolución ha sido favorable en 54 expedientes y desfavorable en 98.

El número de expedientes tramitados sigue una tendencia de aumento año tras año, que el pasado ejercicio se ha situado en el 21%. Este crecimiento se ha dado paralelamente a la puesta en marcha recientemente del Buzón Sugerencias, Quejas y Felicitaciones, que resulta de aplicación a todas las unidades organizativas de la Universitat de València, en relación con equipamientos, servicios prestados y actividades desarrolladas dirigidas a los varios colectivos de usuarios.

Las temáticas tratadas más numerosas han sido las relacionadas con el proceso de matrícula, la adaptación de estudios y la realización de prácticas; representando, en conjunto, el 27% de los expedientes tramitados. Este año ha bajado el número de reclamaciones sobre la opción lingüística: tres expedientes en relación a la lengua de docencia, el que representa un 1,8% del total de expedientes (el curso anterior hubo 23).

El documento completo se puede consultar en: http://links.uv.es/hPOKx5g