UNIVERSIDAD DE ALICANTE

El estudio, dirigido por el Dr. Manuel González Morales de la Universidad de Cantabria y el Dr. Lawrence Guy Straus de la Universidad de New México en colaboración con el Dr. Romualdo Seva Román, director de la Unidad de Arqueometría Servicios Técnicos de Investigación de la Universidad de Alicante, confirma tras diversas pruebas y análisis realizados por el equipo del Dr. Seva, que el ocre que recubrían los restos óseos de la “dama roja” es un tipo de ocre ideomorfo (geométricamente perfecto y muy brillante) obtenido en el Monte Buriezo y ,concretamente, en Santoña (Santander) a 26 kilómetros de de la fosa, donde se encontraron los restos óseos de esta mujer.

Los investigadores afirman que la “dama roja” llamada así por su recubrimiento de ocre, debió tener un papel preponderante el Pleistoceno en Europa, ya que nunca se han encontrado restos de un enterramiento con esta variedad de ocre y, por los esfuerzos y distancia, que se debieron tomar para su enterramiento.