UNIVERSIDAD DE ALICANTE

La UA lidera el proyecto Retogar que integra, además del robot, aplicaciones de realidad virtual e interfaces para monitorizar los movimientos de personas dependientes dentro y fuera del hogar

Mejorar la autonomía y la atención de personas con daño cerebral adquirido y dependientes es el reto científico-tecnológico del proyecto Retogar liderado por los investigadores del Instituto Universitario de Investigación Informática (IUII) de la Universidad de Alicante, Miguel Cazorla y José García. Desde el pasado mes de enero y hasta 2019, los expertos se han centrado en este proyecto de investigación básica que integra aplicaciones de realidad virtual e interfaces 3D, así como sensores para monitorizar los movimientos de este tipo de pacientes.

En concreto, Retogar se basa en el diseño de un ambiente inteligente con sensores de alerta y geolocalización para detectar escenarios de riesgo dentro y fuera del hogar como fallos de orientación, dificultades motoras o visibilidad reducida por hemiplejias entre otras situaciones. Y, por otro lado, en el desarrollo de un robot social para mejorar la interacción con el paciente en su rehabilitación física y cognitiva e, incluso, para acercar objetos y reconocer facialmente su estado de ánimo. “Además de interactuar, guiaría al paciente en el orden de los ejercicios terapéuticos o actividades del día a día como tomar la medicación o cepillarse los dientes”, añade Miguel Cazorla.

Para conseguir un asistente integral, el equipo de investigadores del IUII trabaja sobre el robot comercial modelo Pepper para, como explica Cazorla, “programarlo con conductas y escenarios habituales al tiempo que se le dotará de capacidades de interacción natural usando novedosas técnicas de procesamiento de lenguaje natural combinados con atención visual y aprendizaje profundo”.

Todos los retos tecnológicos abordados en el proyecto Retogar serán probados en escenarios de interior y exterior con pacientes reales gracias a la colaboración de la Fundación Casaverde, dedicada a la rehabilitación neurológica y física de personas en situación de dependencia, con la que la UA ya mantiene acuerdos de colaboración.

La atención de personas dependientes es una de las líneas prioritarias de investigación del Instituto de Investigación Informática de la Universidad de Alicante. De hecho, Retogar parte de un proyecto realizado entre 2014 y 2016 cuyo resultado fue la creación de un innovador dispositivo multisensor capaz de adaptarse de forma personalizada a las necesidades de los pacientes discapacitados para realizar terapias de rehabilitación, tanto motoras como cognitivas.

El proyecto cuenta con financiación del Ministerio de Economía y Competitividad, dentro del Programa Estatal de I+D+i orientada a los Retos de la Sociedad, confinanciado con fondos europeos Feder. Participan, además de la Universidad de Alicante, investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos y la Universidad de Granada.

Etiquetado con:

Noticia clasificada como: Investigación universitariaUniversidades de la Comunidad Valenciana

Te gustó este artículo? Subscríbete a mi RSS feed