UNIVERSIDAD DE NAVARRA

– El artista participa en un coloquio en Civican, organizado con motivo del Taller de Pintura de la Universidad de Navarra

“La esencia de la mujer debe quedar marcada en lo que pintan”. Así lo afirmó el pintor Antonio López en el Auditorio del Civican durante el coloquio que mantuvo junto a Juan José Aquerreta e Isabel Quintanilla sobre ‘La presencia de las mujeres en el grupo de los realistas de Madrid’. El artista imparte esta semana en la Universidad de Navarra el Taller de Pintura Maestros de la Figuración.

Respecto al papel de la mujer en la pintura, y más específicamente en el grupo de los realistas de Madrid, señaló que “las mujeres tienen cosas que decir, que solo ellas pueden decir”. En este sentido, quiso mencionar a su mujer y dijo: “Cuando la vi pintar cerca de mí me quedé conmocionado, porque me di cuenta de que tenía algo valioso”.

Asimismo, la pintora Isabel Quintanilla habló de la poca difusión que se hizo de la mujer artista: “Las mujeres sin darnos cuenta éramos poco constantes en la pintura. No porque quisiéramos, sino porque teníamos que hacer muchas cosas y a veces no se encontraba tiempo para pintar”.

La belleza, una mirada respetuosa y amorosa al mundo real

Preguntados por la tendencia a lo bello y por la mayor identificación de los artistas con el idealismo que con el realismo, Isabel Quintanilla señaló que “hay algo que ilumina al artista, no sé si es exactamente lo bello, es algo que te impresiona, que te recuerda y por tanto te evoca”.

Sin embargo, Antonio López dijo que la cuestión no es tanto la disyuntiva entre realismo e idealismo sino la definición de lo bello. En su opinión, “hoy en día no sabemos qué es lo bello. Una mirada respetuosa y amorosa al mundo real, eso es la belleza. Un acercamiento amoroso hacia el mundo”.

Sobre la relación del artista con otros pintores, Antonio López destacó la necesidad del arte de los demás y aseguró que si dejara de pintar sería un alivio ver lo que hacen otros. “Antonio es un gran disfrutador del arte de todo el mundo”, agregó Juan José Aquerreta.

Este coloquio se enmarca dentro del Taller de Pintura Maestros de la Figuración que organiza el Servicio de Actividades Culturales de la Universidad de Navarra y en el que se realiza un intercambio de impresiones entre los alumnos y Antonio López y Juan José Aquerreta. “Yo no pienso que enseño, porque ¿quién aprende de quién? No lo sé. Me gustan los talleres, pero no cuando dicen que estoy enseñando. Para mí es un trato de tú a tú entre iguales”, afirmó Antonio López, a lo que Aquerreta añadió: “En los talleres lo único que hacemos es proporcionar a los demás la oportunidad de que hagan su trabajo”.