UNIVERSIDAD DE BARCELONA

El equipo compuesto por cuatro alumnas de Diseño de la UB ha resultado vencedor en la categoría de ingeniería gracias a un innovador envasado para pañales

La Universidad de Barcelona ha sido la ganadora del Global University Challenge 2017 en la categoría de ingeniería, venciendo así a 86 equipos de catorce universidades de todo el mundo. Esta competición, organizada por Essity, reta a los estudiantes a desarrollar soluciones innovadoras en los campos de la ingeniería y el marketing relacionados con los productos de higiene y salud que comercializa la compañía.

El equipo Mòdul, compuesto por las alumnas de la Facultad de Bellas Artes de la UB Olga Casanova, Gisela Cruz, Khadija El Aadmi y María Tovar, ha ganado el certamen gracias a un innovador diseño de envasado para pañales. Por su parte, el equipo AMC, de la Universidad Politécnica de Cataluña, así como Quesonia, también de la UB, han resultado finalistas en la misma categoría.

En concreto, el diseño ganador es una solución de envasado para pañales que permite almacenar hasta treinta unidades en un envase que aprovecha el espacio al máximo, ya que su diseño se basa en la propia forma de los pañales, más anchos en la parte inferior que en la superior. Además, está fabricado con materiales 100 % reciclables que mantienen a la vez la seguridad y la higiene del producto. Por otra parte, su diseño atractivo permite reutilizarlo para almacenar otros objetos.

Según Serafín Borreguero, director de Recursos Humanos de Essity para Iberia, «University Challenge es una competición que nos permite impulsar el talento joven e identificar aquellos futuros profesionales que, con sus ideas, van a cambiar la industria de los productos de consumo». Además, la convocatoria «encaja perfectamente con nuestro compromiso con la formación y el empleo, sumándose así a otras iniciativas que desarrollamos, como los programas de FP Dual en Allo (Navarra) y Valls (Tarragona), donde tenemos dos de nuestras instalaciones más importantes en el país».

Como comenta Khadija El Aadmi, integrante del equipo ganador, «nuestro gran reto fue el equilibrio entre innovación y proceso técnico, siempre desde un punto creativo y respetuoso con el medio ambiente». «El premio —añade— significa para nosotras un punto de partida desde el que podremos desarrollar nuevos retos y aprendizajes de la mano de una gran empresa como es Essity».

Según Núria Coll, tutora del proyecto ganador y profesora del Departamento de Artes Visuales y Diseño de la Facultad de Bellas Artes de la UB, «este proceso de trabajo sitúa el design thinking como estrategia para resolver los retos que se plantean, y la colaboración con empresas añade una nueva dimensión al ejercicio de proyectar». Coll valora el enfoque profesional que aporta el certamen.

Las vencedoras serán recompensadas con un contrato de prácticas remuneradas en Essity, donde podrán continuar su formación en un ambiente de trabajo real.

Más información sobre el proyecto ganador en este vídeo: