UNIVERSIDAD MIGUEL HERNÁNDEZ DE ELCHE

Las del (centro mixto de la Universidad Miguel Hernández de Elche y el CSIC) Ángela Nieto y Eva Rodríguez han descubierto un mecanismo que protege a las de la . El hallazgo se publica en ‘Cell Death and Differentiation’, del prestigioso grupo ‘’.

La muerte celular programada o apoptosis ocurre principalmente tras la activación de la proteína p53, denominada el guardián del genoma. P53 induce la muerte en respuesta a una gran variedad de señales de estrés celular y daño en el ADN. Sin embargo, su actividad debe estar controlada para evitar una muerte celular masiva. P53 no es necesaria durante el desarrollo embrionario, pero sin embargo está presente en el embrión.

Leer el resto de la noticia

UNIVERSIDAD DEL PAÍS VASCO

La bióloga Aintzane Apraiz presenta un trabajo sobre dicho compuesto en la UPV/EHU

El (AR), derivado natural de la vitamina A, es la base de algunos tratamientos contra el cáncer, pero presenta algunos inconvenientes, como la posible aparición del síndrome del , presente en el 25% de los casos y que puede llegar a causar la muerte. El desarrollo de la 4-HPR, derivado sintético del AR, ha supuesto un gran avance, debido a su mayor efectividad respecto a su antecesor: es capaz de provocar la muerte de como método para reducir su proliferación, de una manera limpia y sin grandes daños en el tejido circundante. Además, pone freno al mencionado síndrome del y funciona incluso con células que se le resisten al AR. Los estudios in vitro corroboran su efectividad como quimiopreventivo y también como quimioterapéutico, tanto en leucemias como en células tumorales de ovario, mama o cerebro.

Leer el resto de la noticia

UNIVERSIDAD DE LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

Investigadores de los Departamentos de y Química de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria han publicado en una revista internacional un trabajo sobre la actividad de un compuesto natural en varias líneas de humana. El trabajo se titula Estudio de un flavonoide natural sobre el ciclo celular y las vías de señalización implicadas en la supervivencia y la en líneas de leucemia humana, y está firmado por los investigadores Sara Rubio, José Quintana, José Luis Eiroa, Jorge Triana y Francisco Estévez.

La investigación, puede sentar las bases para el desarrollo de nuevos agentes antileucémicos y, además, el hecho de que se trata de un producto natural aislado de una planta de las Islas Canarias podría tener importancia para el desarrollo del endemismo como fuente de este compuesto. El trabajo está publicada en la revista Molecular Carcinogenesis, de la editorial Wiley, fundada en 1807 en Manhattan (EEUU) y que en 200 años ha devenido en un importante grupo editorial científico con presencia en Estados Unidos, Canadá, Europa, Australia y Asia.

Leer el resto de la noticia