UNIVERSIDAD DE JAÉN

El equipo de la Universidad de Jaén que desde hace un mes trabaja en la en () ha cosechado sus primeros resultados, con el hallazgo de veinte momias de diferentes periodos, así como una gran cantidad de material arqueológico.

Se trata de la cuarta campaña de excavación que realiza este equipo, dirigido por el profesor de Historia Antigua de la UJA , que está centrando sus esfuerzos en una gran tumba construida por un gobernador provincial de la XII Dinastía (1830 a.C.). Así, entre el material arqueológico que ha aparecido destaca un sarcófago de madera de un alto personaje enterrado con posterioridad en la gran tumba. Además, se han descubierto un par de tumbas menores en el exterior del gran complejo funerario que este equipo excava desde 2008.

Leer el resto de la noticia

UNIVERSIDAD DE JAÉN

Balance de la tercera campaña de realizadas en la (, )

La tercera campaña que la Universidad de Jaén ha llevado a cabo durante los meses de septiembre y octubre de 2010 se ha desarrollado con todo éxito. Los trabajos se han centrado en tres campos complementarios: excavación arqueológica, conservación y ayuda al desarrollo. Para todos los objetivos, el director del proyecto, el profesor del Área de Historia Antigua de la Universidad de Jaén, , ha contado con la colaboración de veinte investigadores procedentes en su mayoría de la Universidad de Jaén, aunque también de la Universidad de Granada y del CSIC.

La excavación arqueológica ha continuado en la tumba 33 y se han finalizado los trabajos en la pequeña tumba 34. Ambos hipogeos se construyeron alrededor del 1800 a. C., aunque volvieron a ocuparse en diferentes periodos. Con respecto a la tumba 33, este año se ha excavado casi en su totalidad el exterior, mostrando un recinto cerrado por un potente muro de más de un metro de anchura excavado en la roca. En el interior de esta sepultura, se ha averiguado que se construyó y ocupó originalmente en torno al 1875 a. C. y reocupada en 1450 a. C. y finalmente en el 500 a. C. Tras ese último uso del hipogeo, los ladrones de tumbas asaltaron los enterramientos y robaron y quemaron las momias y los objetos que no se llevaron. Ello ha provocado que, a pesar de la acción del fuego, se hayan descubierto una gran cantidad de objetos de uso ritual: mesas de ofrendas de piedra, restos de ataúdes de madera y sarcófagos de piedra, cajas pintadas, amuletos, vasos canopos, estatuas de madera, etc.

Leer el resto de la noticia