Mientras Sarzoky, tratando de relajar el clima (y no me refiero al calor) dice que salir del Euro haría que la deuda del país que se salga (ponía a Francia como ejemplo) haría que se multiplique por 2 o 3 su deuda por efecto de la devaluación (que es el menor de los problemas)… las bolsas han empezado bien la semana, relajadas y aparentemente esperando al miércoles, cuando previsiblemente acaben los debates en el parlamento heleno para aprobar los ajustes; requisito sine quanon para recibir ayudas.

En medio tenemos que los bancos franceces y alemanes pueden llegar a aceptar “voluntariamente” (que no se lo cree nadie) refinanciar a los griegos manteniendo bonos y canjeándolos por otros con menos maduración. Un cambio de papeles y barriendo la mugre debajo de al alfombra, para que se entienda y no queden dudas.

En esta coyuntura las bolsas han tenido un comportamiento razonable, lo que en realidad, es una mala noticia. Ello es así toda vez que lo que pretenderán los alcistas es un “suelo”, por lo que se necesita un poco de pánico para crearlo.

Exacto, la volatilidad se ha reducido y ello indica que no hay miedo. Por ejemplo, el índice Vix de Volatilidad está a esta hora que escribo este comentario en 20,9 … y eso es baja volatlidad.

Da que pensar qué es lo que puede deparar esta semana luego del miércoles.

Como no se ha continuado con la tendencia y no ha aumentado la volatlidad, sólo hemos corregido.

Nos vemos mañana, un saludo.