No he leído a otros (no lo suleo hacer), pero me imagino que todos estarán preguntándose si estamos haciendo un pequeño (o gran) suelo o si sólo estamos descargando sobreventa, para luego romper soportes con fuerza.

En principio, los máximos del 2 de mayo de este año, pueden llegar a ser máximos definitivos en los índices americnos. Las posibilidades hoy, son grandes. De ser así, estamos descargarndo sobreventa y los bajistas están al mando del mercado. El cambio ya se habría producido y casi sin que nadie se diera cuenta.

Por mi parte, en 1365 del SP500 recordarán que indiqué que era una zona fundamental, el 100% de la onda 1 de la serie iniciada en julio de 2010. hicimos 1370 en el intradía y se cerró por debajo de 1365, cayendo desde entonces.

Yendo al Ibex y a hoy, hemos tenido un día de espera: Hoy la cita de la FED y el jueves la cita del BCE. Por supuesto, ningún Banco Central tiene la solución y la especulación de los grandes creo que ya se ha hecho, por lo que ahora manda la estructura de precios y las cartas están sobre al mesa. Esa que nos dice que desde hace varios años estamos en una gran corriente de pesimismo cortada desde marzo de 2009 por una corriente de optimismo brutal, que nos ha llevado a números no vistos desde el pico de la burbuja punto com en el año 2000 en ciertos indicadores que usualmente (por no decir siempre) marcan grandes techos. Por ello, fundamentalmente, soy bajsita.

El día nos deja un comportamiento en un pequeño rango y una descarga de sobreventa evidente, más allá de que pueda seguir un rebote que de ser así, dañaría la estructura bajsita que tenemos hasta hoy sólo en el muy corto plazo. Nada que no se resuelva con un stop bien colocado por cierto, pero que nos haría buscar otras estructuras de precios para predecir el comportamiento futuro de los índices.

Ayer comenté a mis suscriptores que la onda 1 de los americanos (u onda “a” siendo hiper optimista) que viene desde el 2 de mayo, se ha desarrollado en 16 jornadas y esta supuesta onda 3, en sólo 5. En teoría le falta mucho desarrollo bajista y no hay miedo, por lo que todo rebote será oportunidad de venta, más allá de las previsiones que tengamos y sólo por cuestiones de disciplina, no de convicción.

¿ Se entendió verdad ? Si no es así, pruebe suscribiénodose a nuestro servicio de planificación y análisis, para operar más fácilmente y seguir un plan para poder salir airoso luego de una serie estadística de operaciones. Nadie es un genio, pero hay métodos que funcionan si es que no se hacen tonterías.

Nos vemos mañana, un saludo.