Una nueva ley de ha sido adoptada en en sustitución de los textos de los años 1980 y 1981. La nueva ley, que entró en vigor el 1 de mayo de 2011, tiene como objetivo mejorar la eficiencia en el proceso arbitral, la ejecución de laudos arbitrales, así como hacer más accesible la ley francesa a los profesionales de todo el mundo.

Francia, hogar de la Corte de Arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional (ICC), es uno de las mayores centros establecidos de . La situación de la ICC a nivel mundial provoca que los cambios en la ley de arbitraje francesa sean de interés directo para las partes involucradas en el comercio transfronterizo dondequiera que se encuentren.

Los cambios afectan, entre otros, a la autonomía del convenio arbitral, a la confidencialidad, al papel de la corte en la administración del procedimiento…

Para más información, puede consultar el siguiente documento: http://www.jdsupra.com/post/fileServer.aspx?fName=1364e069-1740-4346-a102-030d53cf5f71.pdf

Medio: Reed Smith