UNIVERSIDAD DE BARCELONA

El profesor Francisco Ciruela, de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la Universidad de Barcelona, el Instituto de Neurociencias de la UB y el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL), ha sido distinguido con el de la Extraordinaria del Dolor de la Universidad de Salamanca-Fundación Grünenthal la categoría de investigación preclínica. Este galardón premia una investigación con modelos animales, publicada en la revista eLife, que culminó con el diseño del primer fotofármaco —el JF-NP-26, activado por la luz— con potenciales aplicaciones terapéuticas para tratar el dolor.

El trabajo premiado —codirigido por los expertos Francisco Ciruela y Amadeu Llebaria, del Grupo de Médica y Síntesis (MCS) del Instituto de Química Avanzada de Cataluña (IQAC-CSIC)— es un avance destacado en el campo de la optofarmacología, una disciplina emergente que se basa en el uso de la luz para controlar la actividad de los medicamentos

«En el ámbito clínico, no existe ningún precedente del uso de la optofarmacología para mejorar el tratamiento del dolor ni de ninguna patología relacionada con el . En el terreno preclínico, es decir, con modelos animales, este es el primer fotofármaco diseñado para el tratamiento del dolor in vivo», detalla el profesor Francisco Ciruela

El fotofármaco JF-NP-26 es lo que se llama un photocage —una molécula enmascarada químicamente e inactiva, que se activa mediante la luz— que no muestra efectos tóxicos ni indeseables en animales, ni siquiera en dosis elevadas según estudios de corta duración. Cuando se administra a un animal, no tiene ningún efecto farmacológico hasta que el tejido diana es irradiado con luz del espectro visible (con una longitud de onda de 405 nm).

En la categoría de investigación clínica, también ha sido distinguido un trabajo dirigido por el profesor Enrique Lluch, de la Universidad de Valencia, para generar mapas de frecuencia del dolor en pacientes afectados por artrosis en la rodilla.

Los premios de la Cátedra Extraordinaria del Dolor, que son un reconocimiento a los proyectos más innovadores sobre ese campo —desde la vertiente epidemiológica, experimental, farmacológica y clínica—, fueron entregados en un acto académico que tuvo lugar en la Universidad de Salamanca el pasado 27 de enero.