UNIVERSIDAD DE DEUSTO

La Universidad de Deusto ha presentado hoy, 14 de diciembre, los resultados de la 11ª edición del Deustobarómetro Social (DBSoc). Según esta encuesta de periodicidad semestral que recoge las opiniones y preferencias de los ciudadanos y ciudadanas sobre los temas que despiertan mayor preocupación en la sociedad vasca, la mala calidad de las condiciones laborales se convierte en el primer problema de Euskadi (34%) por encima del paro (32%) y las pensiones (24%).

La encuesta arroja la opinión generalizada de que “las cosas están mal y no van a mejorar”. En este sentido, existe una clara resignación ante la situación y la idea de que hay que adaptarse a lo que hay porque en el futuro no va a mejorar. Los resultados señalan que los padres piensan que sus hijos van a vivir peor que ellos.

Los resultados de informe también apuntan que los problemas relacionados con la inmigración (23%) registran una importante subida pasando a ser el 4º problema. Y que la inseguridad ciudadana (17%) y el acceso a la vivienda (15%) continúan formando parte de las principales preocupaciones de la ciudadanía.

Pobreza infantil y natalidad

En esta ocasión, el Deustobarometro profundiza por primera vez en temas como la natalidad, la educación desde la perspectiva de la igualdad de oportunidades o la pobreza infantil, un problema éste último importante para el 61% de la ciudadanía vasca, la cual apoya de forma mayoritaria (86%) que se convierta en una prioridad en la política vasca. Un 46% cree, además, que los niños y niñas que crecen en la pobreza serán pobres de mayores.

Por su parte, el problema de la baja de natalidad en Euskadi se relaciona con la inestabilidad laboral (73%) y con las malas condiciones laborales que no favorecen la conciliación familiar sin que salga perjudicada la carrera profesional (40%). Cuando se le pregunta a la ciudadanía vasca por el número de hijos que más se ajustaría a su vida ideal si se dieran todas las condiciones, la respuesta media es 2,2.

Otro dato: hay un importante apoyo, por encima del 80%, a la creación de una red pública de guarderías de 0 a 3 años y a que los permisos de maternidad y paternidad sean equiparables e intransferibles. La ciudadanía vasca prefiere que las ayudas por hijo/hija estén relacionadas de alguna forma con la necesidad y la renta familiar. Asimismo, la encuesta señala que las instituciones vascas deberían de garantizar que ninguna escuela pública concentre a la mayoría del alumnado con menos recursos según el 68% de la ciudadanía vasca.

Como en ediciones anteriores, el Deustobarometro incluye un capítulo dedicado a la política y las instituciones. Los resultados concluyen que la calidad de la democracia española sigue suspendiendo (3,6). La confianza en el gobierno central ha pasado de un 2 a un 2,4. Y el 85% sigue relacionando al gobierno español con la corrupción por un 41% que percibe corrupción en el gobierno vasco.