UNIVERSIDAD CATÓLICA SAN ANTONIO DE MURCIA

El profesor Josep Martínez Polo defendió su investigación sobre las plataformas colaborativas, para lo que la Universidad Católica habilitó un entorno virtual con dos salas, una pública, donde se desarrolló la defensa, y otra privada, en la que deliberaron los miembros del tribunal compuesto por Andrés Pedreño, (Universidad de Alicante), Mikko Villi (Jyväskylä, Finlandia) y Manuel González-Sicilia (UCAM).

Ayer se desarrolló este acto vía online conforme a lo establecido en el Plan Estratégico de Trasformación Digital que la UCAM ha desplegado con herramientas y metodologías virtuales, que incluye la impartición de las clases a todo su alumnado, exámenes, seminarios, tutorías y defensas de TFG, TFM y las referidas Tesis Doctorales.

El nuevo escenario ha supuesto un reto para la Escuela Internacional de Doctorado de la Universidad Católica de Murcia, que ha preparado un entorno virtual para garantizar que, la primera defensa de tesis ‘online’ de su historia, se haya desarrollado con total normalidad y cumpliendo con los requisitos de calidad y seguridad que marca la legislación española.

La sesión de defensa pública, a la que se pudo acceder libremente, la siguieron en diversos momentos del acto más de cincuenta personas. A la otra sala de carácter privado accedieron sólo los miembros del tribunal, para constituirse primero y luego para deliberar y llevar a cabo la calificación del trabajo.

La vicerrectora de Investigación de la UCAM, Estrella Núñez, ha valorado que la tesis se ha desarrollado “con total normalidad; los miembros del Tribunal han contactado desde Finlandia, Alicante y Murcia, así como el público que ha querido presenciar el acto. La vicerrectora añade que “se ha iniciado una nueva era en la que es posible celebrar este tipo de actos en espacios temporales y físicos distintos”.

Las plataformas digitales colaborativas, tema principal de la primera tesis ‘online’

Josep Manuel Martínez Polo, profesor de la Facultad de Ciencias Sociales y de la Comunicación de la UCAM, ha sido el primer doctor por esta universidad que defiende su tesis en modalidad ‘online’. ‘Confianza y reputación online en los usuarios de plataformas digitales colaborativas de acceso compartido y bajo demanda’ es el título de su Tesis, en la que ha puesto de manifiesto que “la reputación es una propiedad dinámica, que se gana o se pierde en función de los resultados del comportamiento al interaccionar con los demás y no es una moneda, no se gasta al usarla, más bien se pone en riesgo, y no tiene un cupo limitado”.

El nuevo doctor también ha destacado que “los usuarios toman decisiones de confianza basándose en su experiencia previa, en la experiencia de los demás, en los comentarios y valoraciones de personas o perfiles online en los que confían. Estas decisiones de confianza también se toman en función de la marca o el prestigio de la plataforma digital y de factores percibidos como la honestidad, la benevolencia y la competencia de la misma. La reputación online será la medida que indique que alguien puede confiar en una persona a medida que avance el siglo XXI”.

Asimismo, Martínez ha resaltado que “solo en España hay más de 400 plataformas que forman parte del ecosistema digital, que debería cuidar a sus usuarios, velar por sus derechos y favorecer un entorno que promueva el desarrollo de mecanismos de reputación y confianza eficaces, honestos y legales”.

“Las plataformas que he estudiado fueron creadas por innovadores y comenzaron a ser utilizadas por usuarios pioneros (early adopters) para, a continuación, pasar a ser conocidas y utilizadas por la gran mayoría de los usuarios. Son globales en su mayoría y resuelven problemas o necesidades de los consumidores y de ahí su éxito como fenómeno. En la mente del consumidor y en la de muchos expertos aparecen casi siempre las mismas (Uber, Airbnb, Glovo, Deliveroo, BlaBlaCar) y suelen llevarse todo el pastel (the winner takes it all) pero en la tesis incluyo más de 400 plataformas digitales que competirán por la atención de los usuarios. Y no dejan de surgir nuevos proyectos que nadie ve venir y que son disruptivos. En mi caso, cualquier proyecto relacionado con la educación tiene mi atención” concluye el nuevo doctor.